Abuela italiana indignada tras probar café de Starbucks por primera vez

abuela prueba café
Redactora Social
¡Valora esto!

Una nonna italiana que fue por primera vez a Starbucks, calificó al café como «demasiado dulce» antes de darle un «cuatro».

El hilarante TikTok muestra a Nonna Finna probando el macchiato de caramelo de la famosa cadena de cafeterías por primera vez.

Pero al tomar su primer sorbo, la abuela no tarda mucho en revelar lo que realmente siente por la popular bebida caliente.

No, no me gusta”, dice mientras frunce el rostro.

“No sabe [como] café en absoluto. ¡Está demasiado dulce! ¡No necesitas tanta azúcar en el café!”.

Pero nonna Finna no se detiene allí.

Ella agrega: “Es café chatarra. Para mí, es basura, lo siento”.

Quiero decir, si provienes de la tierra del espresso, tus estándares deben ser altos.

Después de probar la bebida, Maddie le advierte a su abuela que la bebida cuesta 5 dólares.

A lo que la atrevida anciana responde: “¡¿$5?! Incluso si me lo das gratis, te diría muchas gracias. Te daré otros $5 si te lo bebes”.

Nonna Finna procede a calificar la bebida dádole un ‘cuatro’.

Los usuarios quedaron angustiados por la crítica mordaz, ya que una persona escribió: «Creo que esta puede ser su calificación más baja hasta ahora, jajaja bendita».

Otro dijo: «Nonna ahora está en The Blacklist en Starbucks, no es buena para los negocios, haciendo que la gente se dé cuenta de que nos están envenenando con azúcar».

Una tercera persona comentó: «Starbucks definitivamente sobrevalorado».

Mientras que otro escribió: «Nonna nunca ha dicho una palabra más verdadera. Probé Starbucks por primera vez este año. Tengo 54 años y nunca más, incluso si me muero de hambre, no lo volveré a tener«.

De manera similar, en otro video, la nieta intentó hacerle una broma a su abuela dándole espaguetis enlatados que, según afirmó, cocinaba a fuego lento durante tres horas.

Sin embargo, en cuanto nonna Finna huele el plato, le pregunta a su nieta: “¡Mamamia! Madeline, ¿qué pones aquí?

Ella agrega: «¿Es eso de la lata?»

A lo que Maddie responde: “No, no, no, yo hice eso”.

Pero tan pronto como la feroz italiana le da un mordisco, golpea abruptamente el plato antes de decirle a su nieta: «¿Crees que soy un perro?».

Nunca te interpongas entre un italiano y su pasta.

¡Valora esto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.