Ámsterdam prohibirá las visitas guiadas en el Barrio Rojo

Share on facebook
Share on twitter
Share on google
Share on linkedin
Share on pinterest

Muchas personas piensan en visitar Ámsterdam y automáticamente lo asocian con ir a visitar el famoso barrio rojo de la ciudad. Pero muchos olvidan que este barrio también es una zona residencial… y los locales se cansan de tantos turistas. Anunciado por primera vez en marzo del año pasado, la prohibición de los recorridos por los distritos de luz roja finalmente entrará en vigencia a partir del 1 de abril de 2020.

Los residentes y el ayuntamiento de Amsterdam están preocupados por el comportamiento inadecuado de los turistas en el barrio rojo. Hay reglas a seguir en este vecindario único, que incluyen no tomar fotografías de las trabajadoras sexuales, no tomar alcohol en la cía pública, y mantener el ruido bajo, que no siempre se respeta. Se cree que poner fin a los recorridos ayuda con estos problemas.

Window

La prohibición del consejo de la ciudad también incluye la prohibición de hacer recorridos por los bares en el área, para reducir la cantidad de turistas potencialmente irrespetuosos.

Y el barrio rojo no es el único barrio que tomará medidas contra el turismo. Las visitas guiadas a otras partes del centro histórico de la ciudad de Ámsterdam tendrán un límite de 15 personas, por debajo del máximo actual de 20.

La medida para prohibir los recorridos en el distrito de luz roja y restringirlos en el resto de la ciudad es la última de una serie de medidas adoptadas para controlar mejor el número cada vez mayor de visitantes a la ciudad cada año, que superó los 19 millones en 2018 según The Guardian. Las medidas anteriores incluyen la introducción de regulaciones más estrictas sobre Airbnb, la implementación de un impuesto turístico del 7% y la restricción del desarrollo de nuevos hoteles y tiendas centradas en el turismo.

Mirá más historias como esta en Intriper

Polémico: quieren mudar el Barrio Rojo en Ámsterdam, pero las trabajadoras sexuales se resisten a irse

El Distrito Rojo de Ámsterdam es una de las zonas más populares de la ciudad. Sin embargo, además de ser atracción turística, también es considerado por sus vecinos como un polo de criminalidad y trata en pleno centro histórico. 

La policía local describe al Barrio Rojo como una de las peores zonas para pasear, ya que argumentaron que en ese lugar la criminalidad aumentó y se amontona de turistas en busca de fiesta.

Es por ello que la alcaldesa, Femke Halsema, presentó hace unas semanas un proyecto con el que espera poner fin al turismo masivo que congestiona el barrio y combatir la prostitución ilegal y el tráfico de personas.

El Gobierno quieren mudar el Barrio Rojo, pero las trabajadoras sexuales se niegan a irse. (Foto: AFP/ Alix Rijckaert)
Foto: AFP/ Alix Rijckaert

Halsema cree que la capital holandesa está lista para un cambio de imagen que, si se acepta, contempla desde correr las cortinas de los escaparates de las prostitutas para evitar grupos de mirones a cerrar todos los burdeles de la zona y repartirlos por la capital. Continuar leyendo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

QUIZÁ ESTO TE PUEDA INTERESAR