Argentina presenta un Plan Nacional para la conservación de las aves playeras, víctimas de drásticas disminuciones poblacionales en las últimas décadas

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

La conservación de las aves playeras ha sido recientemente establecida como una de las iniciativas a tomar por organismos gubernamentales y científico-académicos. En Argentina se registran un total de 62 especies de aves playeras que están distribuidas en todo el territorio, desde los humedales altoandinos en el norte, hasta el extremo sur en la Patagonia. De éstas, 26 son especies que nidifican en el país, 23 son migratorias neárticas y 13 son accidentales o con registros históricos.

Las playeras son uno de los grupos de aves que sufrieron las más drásticas disminuciones poblacionales de las últimas décadas. Estas aves realizan algunas de las migraciones más extensas que se conocen en el país, concentrándose en un número limitado de humedales ubicados a lo largo de sus rutas migratorias.

Es importante destacar que Argentina se encuentra en el extremo sur de los tres principales corredores o rutas migratorias existentes en América: Atlántico, Pacífico y Mid-continental, siendo territorio de reproducción y descanso no reproductivo de especies migratorias con cronologías opuestas.

Por un lado, se encuentran las especies que reproducen en el sur del país durante la primavera y el verano austral y que luego migran por los mencionados corredores hacia el norte, distribuyéndose en Sudamérica. Por otro lado, se encuentran las especies que anidan en Norteamérica durante el invierno austral y que luego migran a Argentina a través de las mencionadas tres rutas.

Argentina presenta un Plan Nacional para la conservación de las aves playeras, víctimas de drásticas disminuciones poblacionales en las últimas décadas
Argentina presenta un Plan Nacional para la conservación de las aves playeras, víctimas de drásticas disminuciones poblacionales en las últimas décadas

Durante 2019 y a través de un proceso participativo que convocó a más de cincuenta referentes pertenecientes a 30 instituciones de los ámbitos gubernamental, científico-académico y sociedad civil, se elaboró el “Plan Nacional para la Conservación de las Aves Playeras en Argentina”, que ha sido publicado los primeros días del mes de octubre.

El proceso fue articulado de manera conjunta por el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, la Oficina Ejecutiva de la Red Hemisférica de Reservas para Aves Playeras (RHRAP), Aves Argentinas, Fundación Humedales-Wetlands International y el Consejo Argentino de la RHRAP.

Así mismo, contó con el apoyo de investigadores, personal de apoyo y becarios de cuatro institutos del CONICET: del Instituto de Investigaciones Marinas y Costeras (IIMYC, CONICET-UNMDP) con la participación de Juan Pablo Isacch y Natalia Martínez-Curci; del Centro para el Estudio de Sistemas Marinos (CESIMAR-CONICET) con los aportes de Verónica D’Amico y Glenda Hevia; del Instituto de Diversidad y Evolución Austral (IDEAUS-CONICET) con la participación de Luciana Musmeci, Luis Bala y Joanna Castillo; y, por último, Sofía Capasso por el Centro de Estudios Parasitológicos y de Vectores (CEPAVE, CONICET-UNLP). Los investigadores Verónica D’Amico, Natalia Martínez-Curci, Juan Pablo Isacch y Luciana Musmeci formarán, además, parte del comité de gestión y seguimiento del Plan Nacional en representación del sector científico.

A través del proceso de construcción colectiva del Plan y en base a la opinión de los expertos, se identificaron problemas, amenazas, fortalezas y oportunidades que presenta la conservación de las aves playeras y sus hábitats en Argentina y se definieron las estrategias y acciones que se implementarán de aquí al 2030.  “Es de suma importancia que este tipo de instancias de manejo cuenten con representación científica”, sostuvo el investigador marplatense Juan Pablo Isacch.

Como parte del plan de trabajo se definieron cinco objetivos estratégicos: incrementar e integrar el conocimiento acerca de las aves playeras y sus sistemas socio-ecológicos, como insumo para la gestión; conservar los sitios importantes para las poblaciones de aves playeras; promover la implementación de buenas prácticas en el desarrollo de actividades productivas y recreativas; fortalecer la gestión y buena gobernanza y, por último, generar valoración y cambios de actitudes acerca de la importancia de las aves playeras y la conservación de sus ambientes.

Este Plan Nacional para la conservación de las aves playeras genera el marco necesario para guiar los esfuerzos de diversos actores y sectores; sean públicos, privados, academia y sociedad civil, buscando aumentar y fortalecer la capacidad de acción en conservación de las aves playeras, tanto a nivel nacional, provincial y local”, remarcó la investigadora Natalia Martínez Curci.

Si quieres conocer más curiosidades sobre lo que sucede en el mundo, ¡síguenos en Instagram!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO