Cazadores furtivos mataron a la única jirafa blanca del mundo y su cría en Kenia

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Cazadores furtivos mataron a una jirafa blanca extremadamente rara en Kenia, junto con su cría.

Según los conservacionistas, los guardabosques encontraron los cuerpos de la hembra y su cría en una aldea en el noreste del condado de Garissa en Kenia.

Otra jirafa blanca, un macho nacido de la difunta madre, todavía está viva y se cree que es la única jirafa blanca que queda en el mundo.

La muerte de las dos jirafas fue confirmada por el Centro de Conservación del Condado de Garissa en un comunicado de prensa publicado en las redes sociales el martes 10 de marzo.

El comunicado decía que, según las “imágenes enviadas por la comunidad”, el cuerpo de la madre jirafa estaba “en un estado esquelético después de ser asesinado por cazadores furtivos armados”.

SAD NEWS 😢😢: Ishaqbini-Hirola Community Conservancy in Garissa County loses two famous white giraffes (the only female…

Posted by Northern Rangelands Trust on Tuesday, March 10, 2020

Mohammed Ahmednoor, gerente de Ishaqbini Hirola Conservancy, dijo:

Este es un día muy triste para la comunidad de Ijara y Kenia en general. Somos la única comunidad en el mundo que son los custodios de la jirafa blanca.

Su muerte es un golpe a los tremendos pasos tomados por la comunidad para conservar especies raras y únicas, y una llamada de atención para continuar apoyando los esfuerzos de conservación.

Esta es una pérdida a largo plazo dado que los estudios e investigaciones genéticas que fueron una inversión significativa en el área por parte de los investigadores, ahora se han perdido.

Ahmednoor continuó diciendo que el turismo se verá afectado como resultado de las muertes, marcando otra pérdida para el área, ya que la jirafa blanca fue un “gran impulso” para la industria del turismo.

La jirafa blanca fue noticia en 2017 después de su descubrimiento, con su apariencia blanca única como resultado de una condición conocida como leucismo, que causa la pérdida parcial de pigmentación en un animal.

A diferencia del albinismo, los animales con leucismo continúan produciendo algo de pigmento oscuro en sus tejidos blandos, por lo que los ojos de las jirafas eran de color oscuro en lugar de rojo, como se ve típicamente en casos de albinismo.

Cuando la jirafa blanca hembra apareció en los titulares, fue descubierta junto a su cría. Le siguió un segundo becerro, y la familia de tres vivía dentro de los límites del santuario.

Se cree que el cuerpo de la madre estuvo allí durante unos tres o cuatro meses y fue encontrado junto con el de su cría más joven, que parece haber muerto de hambre después de la muerte de la madre, le dijeron a Newsweek.

Seguinos en Instagram para conocer más historias como esta

View this post on Instagram

Wwwooowww, es muy linda ♥️

A post shared by Intriper (@intriper) on

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO