Cómo los viajes me ayudaron a pasar miedos, situaciones de estrés y angustia

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

He luchado con enfermedades mentales como ansiedad, trastorno de estrés postraumático y depresión desde incluso antes saber lo que eran. Obviamente he buscado ayudar profesional, grupos de apoyo y meditación, y los  viajes han demostrado ser una forma inesperada y potente de estas terapias. Aquí hay algunas razones de por qué:

1. Me hizo darme cuenta de que soy capaz de hacer cosas que me dan miedo

Viajar era una de las cosas más terribles que había hecho en mi vida. Llevaba al límite mis miedos, y al hacerlo, me demostraba que era capaz de más cosas de las que creía.
Cada vez que tengo un pensamiento negativo, o cuando mi ansiedad trata de decirme que no puedo hacer nada, trato de recordar cómo me sentía y lo capaz que era cuando estaba de viaje. Trato de decirme a mí misma cosas como:
“Si sobreviví a volar solo, definitivamente puedo llegar a mis clases de hoy.”
Los retos que superé durante los viaje son a menudo el recuerdo más útil para obtener fuerzas y seguir adelante

2. Me dio distancia de los problemas que tenía en casa

Por supuesto, los viajes no me dieron distancia de mi enfermedad mental, ésta te sigue a todas partes. Pero la mayoría de las cosas que agravaban mi estado mental – como las cuestiones financieras, la universidad, relaciones, problemas familiares – eran cosas con las que no lidiaba en el día a día mientras viajaba. Esta ruptura momentánea era buena para mí. Es un tiempo en el que tienes la oportunidad de relajarte, respirar y tener una cierta perspectiva sobre cómo manejar los problemas que estaba enfrentando en casa. No es escapar, es tomarse un break para pensar.

3. Me mostró que no estoy realmente tan atrapada como me siento

En mi experiencia, una de las peores cosas de la depresión es que te atrapa, te retiene. Me hace sentir como que no hay escapatoria, no hay esperanza, y no hay posibilidad de mejorar las cosas. Viajar al menos me recordó que existe un mundo más allá de la dolorosa realidad que estaba viviendo. Me recordó que las cosas pueden cambiar, que podía recrear mi vida, y poco a poco me podría superar algunos de mis traumas. Esto me hizo sentir menos atrapado.

4. Me enseñó a pedir ayuda

Apoyarse en otras personas es una gran manera de manejar las enfermedades mentales. Pero pedir ayuda puede ser muy difícil – especialmente si tienes transtornos de ansiedad.
Durante el viaje, fui empujado en un montón de situaciones en las que tuve que pedir ayuda. Tuve que pedir extraños por direcciones y traducciones, tuve que pedir al personal del hotel información, y tuve que pedir a mis compañeros de viaje apoyo.
Estas situaciones (comunes para muchos de uds pero no para mi) me han enseñado que la mayoría de las personas están dispuestas a ayudar cuando se lo pides. Mi ansiedad por apoyarme en los demás era, después de todo, innecesaria.

5. Me recordó la belleza que me rodea

Cosas como la depresión y el trastorno de estrés postraumático puede hacer que sea muy difícil apreciar la belleza, la alegría, los amigos…. el vivir. Pero encontrarse con tantas lugares increíbles, personas hermosas, experiencias distintas a las del día a día me llenó de una sensación de alegría que creo nunca antes había podido experimentar.
Cuando vi la puesta de sol sobre Puerto Vallarta, en México, o vi el cielo el Karoo de Sudáfrica, me acordé de una verdad reconfortante: el mundo, no importa lo feo que nos pueda parecer en los momentos que estamos mal, está lleno de belleza que tengo que descubrir.

No, no es la cura mágica de todos los problemas que enfrenté, pero si es una ayuda esperanzadora.

Esto te puede interesar ...

El Parque Nacional Virunga advierte que el coronavirus ha aumentado la actividad de caza furtiva

El Parque Nacional Virunga advirtió que la actual pandemia mundial del Coronavirus ha aumentado la actividad de caza furtiva. El parque nacional, con sede en la República Democrática del Congo, alberga 218 animales, desde elefantes hasta hipopótamos, incluidos 22 gorilas.

Al mismo tiempo, el parque cuenta con más de 700 guardabosques, cuyo trabajo es realmente primordial para la conservación de los gorilas de montaña, y en particular, ha sido vital para la gran población de mamíferos que los ha visto pasar de “en peligro crítico” a “en peligro”.

Sin embargo, el coronavirus ha ejercido presión sobre los recursos del parque, incluida la pérdida de ingresos debido al cierre de las actividades turísticas, y ha obstaculizado la capacidad del parque para proteger a los gorilas y otras especies que residen en Virunga, causando un aumento en la caza furtiva.

Gorilla

Parte de la razón por la cual el parque decidió cerrar temporalmente sus puertas se debió a la salud de los gorilas con la preocupación de que el mamífero grande pudiera contraer el virus por sí mismo.

El Parque Nacional Virunga en la República Democrática del Congo es una atracción turística popular y es conocido por su población de gorilas de montaña en peligro de extinción.

El parque, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, es uno de los más diversos desde el punto de vista biológico del mundo y es el hogar de varios cientos de especies de aves, reptiles y mamíferos.

El Parque Nacional Virunga advierte que el coronavirus ha aumentado la actividad de caza furtiva

A principios de este año, a través de su fundación llamada Earth Alliance, Leonardo DiCaprio junto a la Comisión Europea crearon un fondo de dos millones de dólares para ayudar a una reserva natural que protege a gorilas de montaña.

«Virunga necesita fondos con urgencia para proteger a la población de gorilas de montaña en peligro de extinción, para brindar apoyo a los guardaparques y las familias de los guardaparques que han caído en el cumplimiento del deber, y para ayudar a realizar esfuerzos esenciales de prevención de enfermedades», dijo.

El dinero recaudado servirá entre otras cuestiones para programas de prevención de enfermedades, para la protección del gorila de montaña, para la aplicación de las leyes de protección en el entorno natural y también ayudará a las familias de los guardabosques asesinados a comienzos de 2020.

«Tuve el gran honor de conocer y apoyar al valiente equipo de Virunga en su lucha contra la perforación ilegal de petróleo en 2013», dijo DiCaprio en un comunicado a BBC News.

“Seguinos en Instagram para conocer más historias como esta”

Otras publicaciones que pueden interesarte
Play Video
TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO