Diseñan los primeros edificios autosuficientes en caso de que haya que volver a aislarse en un futuro

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

El arquitecto español Vicente Guallart es el encargado del proyecto de edificios autosuficientes que generarán comida y energía, en caso que el futuro traiga otro caso de pandemia o alguna crisis energética o alimentaria.

La construcción se llevará a cabo en Xiong’an y es un modelo que se podrá aplicar en todo el mundo.

El proyecto se titula “La ciudad autosuficiente” y muestra todo un modelo urbano en tan solo cuatro manzanas. Allí las personas pueden desarrollar las diferentes actividades de la vida cotidiana sin alejarse demasiado del lugar donde viven. Lugares de trabajo y de descanso quedarían en las proximidades.

futuro

Pensado en una época en la cual una crisis sanitaria puede generar que las personas no salgan de sus casas para no contagiarse de un virus con la potencialidad de matar personas, el diseño del arquitecto valenciano permite desarrollar actividades necesarias, exponiéndose lo menos posible. Lo que hace es brindar la posibilidad de respetar el confinamiento, aunque a un grado más amplio.

Además, el proyecto también está pensado para que sirva en caso de una crisis energética o alimentaria.

edificio del futuro

La ciudad autosuficiente para el futuro resultó ganadora en el “Concurso de Diseño de Arquitectura Xiong’an con Características Chinas bajo el principio de Desarrollo de Alta Calidad”. El mismo recibió más de 300 proyectos para una ciudad que se encuentra ubicada a 100 km. de Pekín. Estos proyectos debían cumplir con ciertos criterios ecológicos, ademas de fusionar el urbanismo chino con el europeo.

El futuro implica cambiar

Guallart sostiene que “No podemos seguir diseñando ciudades y edificios como si nada hubiera pasado”, y agrega que “En los últimos tiempos están ocurriendo fenómenos de escala mundial que nos obligan a repensarlo todo. Nuestras propuestas nacen de la necesidad de aportar soluciones a las diversas crisis que está viviendo nuestro planeta”.

futuro

Los edificios están pensados para poder producir alimentos, energía y objetos de uso diario, gracias a las posibilidades que aporta la tecnología digital y las impresoras 3D. Cuentan con huertos e invernaderos, lo que permite que se puedan producir alimentos para el consumo diario. También tienen cubiertas inclinadas para generar energía, así como espacios y equipamientos destinados especialmente al teletrabajo, ocio y el deporte.

Guallart también declaró que “Todas tienen una amplia terraza orientada al sur, que actúa también como regulador térmico” para intentar hacer una posible clausura en el futuro más llevadera.

futuro

El proyecto se llevará a cabo con madera que provenga de gestión forestal sostenible. Además contará con aislantes naturales y recursos que no influyan de forma negativa en el cambio climático.

La idea se desarrolló durante la cuarentena, por lo que el equipo que la desarrolló trabajó desde su casa, y por eso decidieron incluir todos los aspectos que pudieran mejorar su vida en ese momento. Eso lleva a que el diseño que elaboraron se pueda aplicar en un futuro tanto en China, como en España o cualquier otro lugar el mundo.

¡Seguinos en Instagram para más historias como esta!

View this post on Instagram

Qué es esto LO QUIERO

A post shared by Intriper (@intriper) on

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...

Punta del Este no recibirá turistas extranjeros en el verano ante la decisión de Uruguay de permanecer con sus fronteras cerradas

Parecía ser uno de los países que mejor se posicionaban para el turismo extranjero debido a los altos niveles de calidad y seguridad en los que supieron sortear la pandemia. De hecho fue sumamente elogiado por cómo habían logrado controlar la expansión del virus apelando al compromiso de sus habitantes. Sin embargo, aquellos viajeros no uruguayos deberán esperar para vacacionar allí: Punta del Este no recibirá turistas extranjeros, ni sus ciudades y/o puntos más convocantes como Montevideo y Colonia del Sacramento.

Uruguay oficializó su decisión de no dejar ingresar turistas internacionales durante la próxima temporada alta de verano debido a la pandemia del coronavirus. El anunció lo realizó el presidente uruguayo Luis Lacalle Pou durante una conferencia que tuvo lugar en la tarde del jueves 22 de octubre, expresando la intención de permanecer con sus fronteras cerradas evitando el ingreso de viajeros provenientes del exterior.

Punta del Este no recibirá turistas extranjeros
El presidente Luis Lacalle Pou durante el anuncio de la decisión de Uruguay de permanecer con sus fronteras cerradas

Según han reportado desde medios locales, las palabras del primer mandatario fueron: “A raíz de los informes del Ministerio de Salud Pública y el GACH (Grupo Asesor Científico Honorario) (…) va a ser un verano restringido. Las fronteras van a estar cerradas, salvo excepciones que ya se conocen o quizá alguna más“.

Ante esta medida, las autoridades de Uruguay se han basado en la experiencia internacional para reflexionar acerca de los contratiempos que puedan surgir de la recepción de turistas que arriben desde otros países. Al respecto, Lacalle Pou sostuvo que aquellos países que habían abierto sus fronteras en temporada alta de turismo registraron un pico de contagios, situación epidemiológica que Uruguay quiere evitar a toda costa.

Punta del Este no recibirá turistas extranjeros en el verano ante la decisión de Uruguay de permanecer con sus fronteras cerradas
Punta del Este no recibirá turistas extranjeros en el verano ante la decisión de Uruguay de permanecer con sus fronteras cerradas

Punta del Este no recibirá turistas extranjeros y, ante ello, cabe destacar que algunos estos destinos uruguayos deben su gran actividad económica al turismo, alcanzando su mejor momento durante el verano con la presencia de turistas, celebrities y hasta con la celebración de lujosos eventos. El balneario, que se encuentra en una angosta península del sudeste de Uruguay, cuenta con la popular playa Brava que es conocida por su fuerte oleaje y por “La mano”, una escultura gigante de 5 dedos.

Es importante mencionar que, desde hacía ya varias semanas, en Uruguay han decidido extremar las medidas e imponer nuevos controles a quienes ingresen al país. Estos protocolos regirán cualquiera sea el medio de transporte involucrado. Por empezar, cualquier interesado en arribar a Uruguay deberá realizarse en el país de origen, un test de diagnóstico de COVID-19, con la técnica PCR, con menos de 72 horas previas a embarcar. Si el resultado diera positivo, no podrá subirse al barco o al avión.

Si el resultado es negativo, la persona igual tendrá que reiterarse el hisopado al séptimo día de permanencia en el país. Es importante destacar que, si bien las fronteras uruguayas están cerradas, los uruguayos que estén en el exterior o los extranjeros con residencia en el país pueden ingresar y deben firmar una declaración jurada donde se comprometen a permanecer aislados por 14 días.

Por lo pronto, en lo que respecta a esta medida de no permitir el ingreso a visitantes extranjeros con motivos turísticos, el presidente detalló que en las próximas horas se llevará a cabo una reunión con el equipo económico y con el Ministerio de Turismo para ultimar detalles sobre esta medida.

Si quieres conocer más sobre lo que sucede en el mundo, ¡síguenos en Instagram!

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO