Esta instalación de espejos giratorios refleja diferentes vistas del Palacio Ducal de Venecia

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

En un esfuerzo por transformar nuestra visión de la arquitectura, el diseñador francés Arnaud Lapierre ha creado una instalación de arte en movimiento en el corazón de Venecia. Utilizando dieciséis espejos redondos que giran lentamente en sincronía, Lapierre busca llamar la atención de los transeuntes para poder apreciar desde otro ángulo algunos de los edificios más famosos de Venecia.

La instalación contemporánea de Lapierre, AZIMUT, se instaló originalmente en la Riva degli Schiavoni, justo en frente del Palacio Ducal, a fines de febrero. Aunque ahora se ha quitado debido a la crisis mundial actual, la documentación del evento de Lapierre es una representación poderosa de la obra de arte. A través de fotografías y videos, vemos cómo AZIMUT impacta profundamente nuestra percepción del medio ambiente.

A medida que cada espejo captura un aspecto diferente del paisaje urbano, estas enormes piezas de arquitectura se dividen en segmentos digeribles. De alguna manera, esto los hace más fáciles de asimilar, ya que diferentes detalles se enmarcan dentro de los espejos individuales y, por lo tanto, nuestro enfoque y atención.

El ritmo lento y relajante de la rotaciónatrae, casi nos pide que nos sentemos y dejemos que los espejos nos muestren el paisaje urbano. Al permitirles hacerlo, nos da el placer de obtener una nueva perspectiva sobre el medio ambiente.

Lapierre espera reprogramar AZIMUT en una fecha posterior. Mientras tanto, pueden ver el video y enamorarse (otra vez) de Venecia.

AZIMUT_032020_VENISE_ARNAUD-LAPIERRE-DESIGN-STUDIO_480 from Arnaud Lapierre on Vimeo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...

Habitantes de Holbox piden seguir aislados y no abrirse al turismo aún

Mientras que Cancún quiere abrirse al turismo a partir de junio, o al menos ese es el objetivo de los hoteleros de Cancún (Quintana Roo, México), Holbox, uno de los destinos vecinos y muy visitado por quienes se hospedan en Cancún, Riviera Maya y Playa del Carmen, se opone al regreso de la actividad.

Habitantes de la isla Holbox, al norte de Cancún, enviaron una carta firmada por 200 pobladores al gobernador de Quintana Roo, Carlos Joaquín González, pidiendo restricciones de acceso de turistas ante el riesgo de contagio de coronavirus que ven para los residentes de una isla que no ha tenido ni un caso de covid-19 y que carece “de un hospital a la altura”

“Estaríamos indefensos totalmente, sobre todo porque prescindimos de un hospital a la altura”,

exponen, y detallan que la clínica del lugar no está acondicionada para recibir pacientes infectados con el virus Sars-Cov-2, pues no cuenta con equipo ni personal médico capacitado

“Los médicos, cuando están aquí, son pasantes sin experiencia. Para casos extremos estaríamos sin atención y aislados de cualquier centro de población importante”, dicen, y piden como mínimo “un ventilador, al menos 10 camas aptas, los medicamentos y equipos, así como accesorios de cuidado personal”.

“Nos costó meses estar encerrados y proteger a nuestra población y no queremos que una persona eche a perder el sacrificio de tanto tiempo. Un solo caso contaminaría toda la isla”, afirman en la citada carta que recoge Sispe, mientras el destino se prepara para recibir turistas a partir de la segunda semana de junio.

Cancún ve un regreso cercano de la mano de certificados Covid Free para hoteles, restaurantes y parques, al igual que una apuesta fuerte con promociones y 2×1 para los primeros visitantes que regresen a este destino del caribe mexicano

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reproducir vídeo
TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO