La trágica historia detrás de la “Isla de las Muñecas”, un escalofriante destino en México

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Se trata de una isla situada en los canales Xochimilco, al sur del centro de la Ciudad de México. Es considerada una de las principales atracciones que se pueden encontrar entre los canales. Comprende una chinampa de la Laguna de Teshuilo, una especie de islas flotantes de herencia azteca, cercana al estadio de fútbol Estadio Azteca.

Ya casi que hemos hablado hasta el hartazgo de la nueva tendencia de ‘tanaturismo’, o también llamado ‘turismo oscuro’, que presume el interés que despierta en las personas la posibilidad de visitar lugares agrios, trágicos y escalofriantes. Podríamos decir que la Isla de las Muñecas es uno de esos. Y lo cierto es que atrae a los visitantes cada vez más.

Según la leyenda más comentada de acuerdo al origen de este lugar, hace un poco más de 50 años, un hombre llamado Don Julián Santana decidió abandonar a su esposa e hijo y mudarse a una isla en el lago Teshuilo, sobre los canales de Xochimilco.

Pero el terror no sucedió a partir de ese momento, sino que fue recién hasta que Don Julián descubriera una terrorífica escena en la isla: el cuerpo de una niña pequeña que había sido arrastrada por la corriente del lago causándole la muerte. Aún hay más, con el tiempo, los canales del río arrastraron hacia la isla una muñeca. De manera directa, Don Julián asoció que se trataba de un juguete perteneciente a la niña fallecida.

A modo de conmemoración y homenaje de esta pequeña, Don Julián se dispuso a colgar la muñeca encontrada en uno de los árboles de la isla. Pero lo que parecía un acto de aprecio se convirtió en una tradición algo morbosa para el común de los mortales. Durante varias décadas, Don Julián se obsesionó con encontrar más muñecas para colgar. Creía que con una sola no bastaba, por lo que revisó la basura, los canales y cualquier otro lugar en donde se pudiera obtener muñecas.

Las condiciones físicas en que fueron colgadas muchas de las muñecas le añade un tinte por demás macabro. Como el objetivo de Don Julián era encontrar muñecas, mucho no le preocupaba en qué estado se encontraban las mismas. De hecho por eso es posible encontrar figuras que no tienen cabeza o les faltan partes del cuerpo como brazos o piernas.

Misteriosamente, hay quienes refutan la escena narrada por este hombre, por lo que no se ha podido determinar si se trató de un hecho real o una imaginación. Con el correr de los años, Don Julián fue encontrado muerto en el mismo canal en donde había manifestado encontrar a la niña. La causa del fallecimiento del coleccionisa de muñecas habría sido por ahogo.

A partir de entonces, han sido los mismos visitantes locales y turistas quienes han incorporado nuevas muñecas rindiéndole homenaje a la niña y a Don Julián Santana.

La trágica historia de Epecuén: Un pueblo argentino arrasado por un lago similar al Mar Muerto

Epecuén es un pueblo de Argentina que toma el mismo nombre que su lago más próximo. Ha estado en la gloria durante mucho tiempo tratándose de un sitio ‘bendito’ por ofrecer mejoras en cuanto a la salud de las personas gracias a las propiedades de sus aguas.

Y de la gloria ha pasado al olvido: en el año 1985, una fuerte inundación como consecuencia de la crecida del lago sumergió a la ciudad entera bajo el agua. La población residente allí se vio obligada a evacuarse, y el lugar, completamente arruinado, nunca más volvió a ser habitable.

A unos 530 kilómetros de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (con al menos 6 horas de viaje en vehículo), la gran particularidad de Epecuén consiste, como comentábamos anteriormente, en que se alimenta de las aguas saladas del lago Epecuén. Continuar leyendo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...

Desarrollaron un vehículo que va de 0 a 100 km en 2,2 segundos y está impulsado por hidrógeno

¿Alguna vez se imaginaron pasar de 0 a 100 km/h en 2,2 segundos en un automóvil que probablemente sea el vehículo más ecológico del mundo?
Aunque parezca ciencia ficción, la empresa de tecnología con sede en California Hyperion acaba de presentar un hiperdeportivo impulsado por celdas de combustible de hidrógeno con una autonomía de 1600 km y una velocidad máxima de 355 km/h

No hay duda al respecto; el Hyperion XP-1, que ha estado en desarrollo durante casi una década, suena bastante impresionante con sus altas velocidades y su alcance aún mayor. Pero según el director ejecutivo de la empresa, el automóvil en sí no es la estrategia principal de la empresa: es simplemente una forma de Hyperion para llamar la atención sobre el tema mucho más importante de la infraestructura energética, específicamente el hidrógeno.

“Hay suficientes empresas de automóviles”, dijo el director ejecutivo Angelo Kafantaris a la revista para entusiastas de la automoción Car and Driver. “Somos una empresa de energía que está fabricando este coche para contar una historia”.

El Hyperion XP-1 utiliza dos grandes tanques de hidrógeno que impulsan dos potentes motores eléctricos como alternativa a los paquetes de baterías de iones de litio extremadamente pesados ​​que se utilizan para los vehículos eléctricos. En este caso, menos peso significa más alcance y más potencia.

Sin embargo, más ventajosos que eso son los beneficios medioambientales que se obtienen de tal vehículo; El uso de hidrógeno es increíblemente ecológico, teniendo en cuenta que el único subproducto de su uso como combustible es el agua.

Sin embargo, no todo es positivo, el principal inconveniente es la infraestructura. La mayoría de la gente no vive cerca de una estación de servicio de hidrógeno, lo que hace que el reabastecimiento de vehículos de hidrógeno sea una tarea extremadamente difícil.

De hecho, a partir de 2018, un informe encontró que solo había 39 estaciones de hidrógeno disponibles públicamente en todo Estados Unidos, lo que la convierte en una tarea casi imposible.

Sin embargo Hyperion tiene la misión de rectificar el problema del repostaje de hidrógeno, y Kafantaris afirma: “Se puede producir hidrógeno a partir del exceso de energía solar de la red. Crear hidrógeno es más ecológico que fabricar baterías “.

El plan, dice Kafantaris, es que la compañía construya su propia red de estaciones de abastecimiento de hidrógeno similar a la red Supercharger de Tesla, que cuenta con 12.000 estaciones en Estados Unidos, Europa y Asia.

Excepto que Hyperion no necesitará tantas estaciones como Tesla, porque el XP-1 ofrece más de 1,650 km de alcance, por lo que no necesitará cargarlo con tanta frecuencia. También se recarga en tres a cinco minutos.

Esta es solo una de las ventajas que Kafantaris espera que ayude a convencer al público en general de que el hidrógeno es la mejor batería que existe. Otra ventaja es la seguridad del vehículo, ya que Kafantaris afirma que los tanques podrían ser “arrojados desde un edificio” o “disparados con un rifle de alta potencia” y que no se romperían.

Sin embargo, no hay duda de que poner las manos en las ruedas será caro; Solo 300 de los hipercoches se fabricarán con la producción a partir de 2022.

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reproducir vídeo
TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO