La versión argentina de las «zapatillas destrozadas» de Balenciaga esconden una MUY buena causa

3
Travel writer / Creativa
¡Valora esto!

Hace un par de semanas pudimos ver en redes sociales la nueva edición limitada de Zapatillas Balenciaga. Las fotos son claras: calzados repletos de tajos, agujeros y un aspecto que busca aparentar una suciedad y un desgaste extremos. Los fanáticos de la marca ya han agotado el stock virtual de 100 pares, pero se afirma que en breve harán una reposición ¿Cuánto cuestan? USD 1.850!!!!

image 1
Modelos de tenis presentados por Balenciaga

Como era de esperar (y el objetivo de Balenciaga) los tenis hicieron explotar la polémica y miles de usuarios expresaron su indignación: “Supongo que está bien verse pobre, pero no ser pobre en realidad. Qué broma” y “huele a gente rica idealizando a los pobres y a los sin techo”, fueron solo algunos de los miles de comentarios que circularon. La mayoría tenían un punto en común: la denuncia de una banalización de la pobreza por parte de la marca de lujo.

Además de las personas enojadas, hubo una asociación que aprovechó la situación para generar un original mensaje de concientización.

La asociación civil Pata Pila nació en 2015 en Salta, Argentina y persiguen el objetivo de tratar la desnutrición infantil. Tienen presencia en 66 comunidades de Salta, Mendoza, Entre Ríos y Buenos Aires. Muchas de esas comunidades son wichis, guaraníes y tobas, entre otras de pueblos originarios. Allí, las familias se encuentran atravesadas por la pobreza, en condiciones de emergencia habitacional y sin acceso a servicios elementales. En ese contexto, acceder a un par de zapatillas en buenas condiciones es, para muchas chicas y chicos, un sueño imposible.

Es por esto, que junto a un equipo de creativos, lanzaron una original campaña que aprovecha la polémica generada por Balenciaga para hablar sobre esta problemática y así juntar donaciones a favor de las comunidades

image 3

¿Cómo lo hicieron? Presentaron una serie de zapatillas que imitan la edición limitada, pero que en lugar del nombre de la marca tienen escrito, en el costado de la suela, los de algunos de los 1100 chicos y chicas en situación de pobreza extrema y estructural que son asistidos en sus programas, como Tamara, Jeremías, Kiara y Leonel. Estos pares no están rotos o sucios como consecuencia de los caprichos del diseño, sino que representan los que tantas niñas, niños y adolescentes calzan todos los días.

La iniciativa se completa con un llamado a la acción para quienes quieran comprometerse frente a esa realidad: las zapatillas de Pata Pila se encuentran publicadas en una plataforma de Mercadolibre, donde las personas interesadas podrán “comprarlas” de forma simbólica, es decir, realizando una donación que será destinada a prevenir, detectar y tratar casos de desnutrición infantil.

image 2

Puedes colaborar y «comprar» estos tenis haciendo click aquí o comunicándote directamente con la asociación: [email protected] Consultas por WhatsApp: +54 9 11 2738-9394.

¡Valora esto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *