in

Le amputaron el pulgar y, por un error, fue remplazado con un dedo del pie

Debido a un gran (y terrible) error de un hospital, una chica australiana terminó con un dedo del pie cosido en la mano, después de tener que amputarle el pulgar.

Britney Thomas, de 17 años, viajó a Hong Kong en busca de su sueño de convertirse en una jugadora profesional de cricket. Mientras se encontraba jugando un partido se lesionó un pulgar, por lo que fue llevada de emergencia al hospital.

Llegó al Hospital Regional de Latrobe para que un cirujano ortopédico local la operara. Al llegar ahí, le pusieron un torniquete, que le informaron que se lo retirarían al finalizar la operación.

Luego de la cirugía le pusieron un yeso y la enviaron a casa. Luego de que pasaran cinco días, se dio cuenta de que algo no estaba bien.

En declaraciones a news.com.au, Britney reveló que cuando los médicos quitaron el yeso para ver la evolución, resultó que el torniquete no había sido retirado después de la cirugía: alguien en el hospital había escrito incorrectamente que había sido retirado.

Ella dijo que era el peor dolor que había pasado.

La madre de Britney, Leanne Keating, dijo: “Quitaron el yeso y estaba muy oscuro y parecía muerto. La piel estaba asquerosa. Estaba mortificada, fue horrible”.

Lamentablemente, debido a que la sangre había estado bloqueada por tanto tiempo, había perdido su pulgar.

“Me llevaron a la emergencia y me dijeron: ‘Probablemente vas a perder el pulgar’. Estaba tan sorprendida y pensé: ‘¿Qué me va a pasar? ¿Qué le va a pasar a mi dedo?'”, relató la chica.

A Britney le amputaron la mayor parte del pulgar, y le cosieron para que los nervios y las arterias volvieran a funcionar. Luego le quitaron el dedo gordo del pie y se lo suturaron en la mano para hacer un nuevo pulgar y le pusieron un dedo del pie de reemplazo usando el hueso de la cadera.

Su abogado, Tom Ballantyne, ha declarado que cree que el error es “inaceptable”, y seguirán con el casó hasta el final.

El CEO del Hospital Regional de Latrobe, Peter Craighead, dijo a news.com.au: “Me sentí mal del estómago. Pensamos que teníamos procedimientos y políticas sólidas para asegurarnos de tener un ambiente muy seguro”. Mientras tanto siguen realizando una investigación interna.

Enfermeras se sienten “raras” luego que un abuelo llevara brownie de marihuana al hospital

Enfermeras de un hospital quedaron “fuera de lugar” después de que un abuelo les agradeciera por su atención con un brownie hecho con cannabis.

El 27 de mayo, la policía llegó al Hospital Warrington para descubrir que el personal había comido un brownie de marihuana que se les había entregado como un regalo de agradecimiento por la atención que habían brindado al familiar de un anciano.

Se cree que el pastel se hizo para el cumpleaños número 18 de su nieto y el abuelo no tenía idea del contenido del mismo (más que chocolate y manteca)

Los jefes del hospital dijeron inicialmente que nadie había comido el pastel, pero luego se vieron obligados a admitir que “un miembro del personal” consumió algo pero “no experimentó ningún efecto”. Continuar leyendo…

Escrito por Claudia Franco Alcántara

Mexicana en Argentina, lo mejor de los dos mundos. Viajera. Aventurera. Amo recorrer el mundo. Positiva ante todo. Live, Laugh & Love.

Qué piensas?

0 points
Upvote Downvote

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comentarios

0 comentarios

Viral: el hilo de Twitter que cuenta las historias de perros rescatistas durante el 11-S

Disneyland París prepara un nuevo parque temático inspirado en Frozen