Un lector anónimo devolvió un libro más de 50 años después y agregó el pago de una «multa simbólica»

Redactora / Travel writer
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Una persona devolvió un libro a una biblioteca de Escocia un poco más de 50 años después de la fecha límite establecida, e incluyó una carta y el pago de una «multa simbólica» por la demora.

Actualmente hay varias formas de pedir un libro a préstamo, ya no es necesario acercarse a la biblioteca y pedir la copia física, sino que también se hacen prestamos digitales y es probable que te llegue algún alerta o correo electrónico unos días antes de la fecha de devolución. Sin embargo, cuando vamos a buscar el libro a la biblioteca, la mayoría de las veces el recordatorio depende de la persona misma que lo solicita y puede ser que a veces, por alguna razón u otra, se pase algunos días de la fecha… ¿o años?

Parece ser que algo así sucedió con un lector anónimo de la Biblioteca Central de Paisley, Escocia, que devolvió un libro más de 50 años después de la fecha límite.

Un Lector Devolvió Un Libro Más De 50 Años Después
Imagen de Renfrewshire Leisure vía Twitter

Dicho libro es uno de cocina, según informaron los medios locales, y su nombre es La cocina india de la Sra. Balbir Singh. No hay un modo de saber exactamente en qué año fue prestado el ejemplar, ya que los registros de esa época ya no están disponibles por lo que tampoco se sabe quién fue la persona que lo había solicitado, pero se cree que fue a finales de los ’60.

Como si la devolución del libro tanto tiempo después no fuese sorpresa suficiente, el asombro continuó cuando lo abrieron y encontraron una carta de disculpas junto a un billete. En la carta, la persona anónima decía: «Por favor, acepte mis disculpas por el retraso en la devolución de este libro. Adjunto un pago simbólico en reconocimiento de este descuido. Gracias».

Un Lector Devolvió Un Libro Más De 50 Años Después
Imagen de Renfrewshire Leisure vía Twitter

El billete que se encontraba dentro del libro era uno de 20 libras, equivalente a unos 27 dólares, aproximadamente, a modo de pago de una «multa simbólica» que el propio lector se impuso.

«Me quedé más que sorprendida cuando abrí el sobre y ci lo que había dentro, es raro que se devuelva un libro después de tantos años de retraso. Fue un gesto muy bonito por parte de quien encontró el libro tomarse la molestia de devolverlo«, declaró Linda Flynn, supervisora de la biblioteca.

Cabe tener en cuenta que el valor de esta «multa simbólica» será donado a caridad, según informaron, ya que la biblioteca actualmente no cobra multas por la devolución tardía de los libros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *