El Museo de Comida Repugnante, en Suecia, tiene una nueva exhibición de alcohol

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

El Museo de Comida Repugnante, o Disgusting Food Museum, tiene una exhibición sobre alcohol que está disponible por tres meses, desde el 5 de Septiembre 2020.

El Museo de Comida Repugnante es un lugar en el que, según su propia descripción, se puede encontrar la comida más repugnante de todo el mundo. Para ellos, la comida es mucho más que una sustancia y la comida exótica de diferentes partes del mundo es algo que siempre les fascinó. “Mientras que las diferencias culturales frecuentemente nos separan y crean límites, la comida puede conectarnos. Compartir una comida es la mejor forma de convertir extraños en amigos“, afirman.

Su nueva muestra, la cual estará disponible por tres meses, está enfocada en tragos con alcohol proveniente de diferentes lugares. “Las personas están desesperadas por emboracharse alrededor del mundo” dijo Andreas Ahrens, director del museo, a la agencia de noticias AP. Y agregó “Así que cuando nos encontramos en situaciones en las que no hay alcohol, nos ponemos inventivos y es algo que estuvimos haciendo por un milenio”.

Entre las bebidas que incluye la muestra del museo se encuentran licores fermentados en baños de prisiones, vino fermentado con saliva y un trago escocés que se sirve directamente desde la boca de una ardilla embalsamada. Por otro lado, muchas de las bebidas que están en la exhibición ya no están asociadas al país en el que se hicieron, o no se hacen más. Este es el caso de una antigua bebida Coreana que era fermentada con excremento y arroz, y utilizada con fines medicinales.

El Museo de Comida Repugnante abrió en 2018 en la ciudad de Malmo, Suecia, con la idea de entretener a la gente y, al mismo tiempo, reflexionar sobre las nociones que tenemos de lo que es delicioso, o lo que es repugnante, y cómo en parte eso tiene mucho que ver con la cultura en la que vivimos. Desde la institución invitan a los visitantes a explorar las diferentes comidas del mundo y desafiar sus nociones de qué es comible y qué no.

El lugar cuenta con una muestra de 80 comidas diferentes y quienes se animen pueden oler y probar algunas de esas comidas. El Museo de Comida Repugnante, además, tiene una pizarra en la que van anotando la cantidad de días que llevan sin que alguien vomiten y cuántas personas van vomitando a causa de las muestras.

Las entradas se pueden conseguir desde la página oficial y actualmente solo abre sábados y domingos, como medida para prevenir la propagación de COVID-19.

¡Síguenos en Instagram para más noticias como esta!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO