Río Pilcomayo: Tras análisis de laboratorio reportan que el agua está contaminada y no es apta para consumo humano

rio-pilcomayo-bolivia
Editora / Travel Content Editor
¡Valora esto!

El río Pilcomayo, también llamado río Araguay, comprende un curso de agua de la cuenca del Plata que discurre por territorio de Bolivia, Argentina y Paraguay, sirviendo de frontera en parte de su curso. En el último tiempo, técnicos bolivianos recolectaron aguas a la altura de la comunidad de Tabasay, luego del colapso de un dique de colas en la comunidad de Agua Dulce, en Potosí, para corroborar el estado de la misma.

Se trata de un río cuya longitud nominal es de 1590 km y drena una cuenca de 270 000 km². Tras estudios de laboratorios bolivianos, los resultados de los análisis indican que, debido a los niveles de contaminación, no es apto para consumo humano. El agua está contaminada: la principal consecuencia de ello es la actividad minera en el límite entre Tarija y Chuquisaca.

Río Pilcomayo: Tras Análisis De Laboratorio Reportan Que El Agua Está Contaminada Y No Es Apta Para Consumo Humano
Advierten que el agua del Río Pilcomayo está contaminada y no es apta para consumo humano

Agregó que las dos muestras fueron recolectadas entre el 28 de julio y el 2 de agosto para después derivar a un laboratorio acreditado por el Instituto Boliviano de Metrología (IBM). El informe de laboratorio menciona que ambas muestras en base a los límites permisibles establecidos en la Ley de Medio Ambiente 1333 determina que el agua es Clase «C» que para ser utilizada para consumo humano requieren tratamiento físico – químico completo y desinfección bacteriológica.

Al respecto, el director de Gestión Ambiental y Riesgos de la Gobernación de Tarija, Reiner Figueroa, confirmó al medio boliviano Tarija Economía que solamente se puede tomar previo tratamiento. En paralelo, ha trascendido que la gobernación de Potosí prevé encarar un Plan de Contingencia, que incluye la limpieza del lodo contaminado antes de que empiece la temporada de lluvias, para evitar que sigan esparciéndose los contaminantes.

Ante este panorama, las autoridades locales bolivianas recomendaron el uso de potabilizadores en toda la región. Por su parte, en el lado argentino, particularmente desde la provincia de Salta, aguardan resultados de las muestras de aguas que se tomaron en las riberas del Pilcomayo a la altura del municipio de Santa Victoria Este para descartar o confirmar la contaminación minera también en dicha zona.

¡Valora esto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.