Un avión tuvo que realizar un aterrizaje de emergencia debido a que su trompa sufrió graves daños

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Un vuelo de Delta Airlines que despegó de Florida (Estaos Unidos) se vio obligado a hacer un aterrizaje de emergencia después de que un ave se derrumbara en la nariz del avión.

El Airbus A319 tuvo que darse la vuelta de repente para poder aterrizar con seguridad en el aeropuerto John F. Kennedy en Nueva York, ya que la parte delantera del avión sufrió graves daños.

Llevaba 43 pasajeros y debía aterrizar en el aeropuerto LaGuardia en Queens, después de despegar de Palm Beach. Toda la tripulación y los pasajeros aterrizaron de manera segura.

Las imágenes del frente del avión muestran que se había deformado totalmente después de que una bandada de pájaros voló hacia el frente, lo que provocó que el piloto decidiera aterrizar el avión antes de lo planeado.

La parte del avión que fue dañada es donde se guarda y protege el equipo de radar del avión, una parte clave de volar el avión.

ABC News informó que el daño en realidad fue causado por granizo, pero una investigación completa de la Administración Federal de Aviación (FAA) está en curso para determinar la causa.

Estadísticamente, las posibilidades de un accidente aéreo son increíblemente bajas: solo uno de cada 1.2 millones de vuelos. Las probabilidades de morir son aún más bajas, con una probabilidad de uno en 11 millones. En comparación, sus posibilidades de morir en un accidente automovilístico son de una en 5,000.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...

Australia anuncia su peor reporte diario de COVID-19 desde el inicio de la pandemia

Grave noticia considerando que se trata de uno de los países que más se había destacado en el mundo ante su labor y gestión frente a la pandemia de COVID-19. Esta segunda ola de coronavirus en el territorio australiano parece ser fatal, llevando al país a confirmar su peor reporte diario de casos positivos y fallecidos por el virus desde que tuvo inicio la pandemia.

Durante la jornada de este miércoles, las autoridades australianas han confirmado el registro total de 740 nuevos contagios y 15 fallecidos en las últimas 24 horas. Aquellos datos convirtieron al día en el peor balance diario que se ha difundido desde el comienzo de la propagación.

Según ha constatado el Ministerio de Sanidad, de los 740 casos confirmados, 725 han sido registrados en Victoria, donde también se produjeron los fallecimientos. Para el diario “The Sydney Morning Herald” esto supone no solo un récord a nivel local sino también a nivel nacional. El estado de Victoria ahora asume una cifra total de 162 fallecidos, mientras que, a nivel nacional, Australia asciende a 247 muertos.

Cabe destacar que, desde las últimas semanas, la situación en Australia respecto al COVID-19 ha sido realmente preocupante. Tal es así que, desde el pasado 2 de agosto, el estado de Victoria ingresó en confinamiento estricto y en Melbourne decretaron toque de queda nocturno para evitar la concentración de personas en lugares comunes.

Australia anuncia su peor reporte diario de COVID-19 desde el inicio de la pandemia

Si quieres conocer más sobre lo que sucede en el mundo, ¡síguenos en Instagram!

Ver esta publicación en Instagram

Sydney goals 🤞🏻☘️♥️🌿

Una publicación compartida por Intriper (@intriper) el

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reproducir vídeo
TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO