La experiencia de vivir en un submarino amarillo puede ser real, al menos por unos días

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Quizás no todas las personas vivimos en un submarino amarillo como el marinero de la canción de The Beatles pero ahora lo podemos alquilar, aunque sea por unos días.

El submarino, que en realidad no posee todas las funcionalidades características de un submarino sino principalmente su forma, fue construido por desde cero por una pareja de Nueva Zelanda. Todo comenzó con un silo de fibra de vidrio que encontró Jen en una subasta en linea y, a partir de allí, Keith, su marido, comenzó con la construcción. El primer paso fue darle una lavada de cara y pintarlo de amarillo porque, según Keith, “nadie querría quedarse en un submarino gris”.

El submarino tuvo su propio segmento en Living Big in a Tiny House (Viviendo grande en una casa pequeña), una iniciativa que se encarga de “descubrir pequeñas y únicas casas alrededor del mundo”. Allí describieron a la casa de Jen y Keith como sustentable, además de creativa, ya que “fue casi completamente construido utilizando materiales reciclados. Desde bañeras de viejos spa, hasta radomos, te asombraría como todas estas parques viejas fueron combinadas para crear un pequeño bnb destacable“.

Esta particular casa se encuentra ubicada en Marton, Nueva Zelanda, rodeada de árboles y naturaleza, o como ellos mismos lo describen: “flota en un mar verde, suspendido entre árboles de secoya”. Además de tener una clara referencia a la canción Yellow Submarine de The Beatles, el mismo también tomó inspiración de otras tres temáticas. Una de ellas es la Guerra Fría, Atlántico Norte en 1943 y el submarino steampunk del capitán Nemo.

La experiencia de vivir en un submarino amarillo puede ser real, al menos por unos días

El alojamiento tiene capacidad para cuatro personas, incluye una cama doble y una simple. También cuenta con agua apta para el consumo, baño completo y ducha, y electricidad. Al momento de comer es necesario pasar a la parte exterior del mismo, donde hay una pequeña antesala armada para desayunar o comer en cualquier momento del día. Además, cuenta con horno microondas y heladera. Y en caso de que quieran musicalizar su estadía, tienen disponible música relacionada con cada temática: desde la discografía de The Beatles hasta Guerra Fría y Segunda Guerra Mundial.

Para pasar unos días en el submarino amarillo es posible realizar la reserva a través de airbnb por 102 dólares la noche. Actualmente cuenta con un puntaje de 4.91 estrellas.

¡Síguenos en Instagram para más curiosidades como esta!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO