China anuncia la reapertura parcial de la Gran Muralla China para recibir visitantes y público en general

Share on facebook
Share on twitter
Share on google
Share on linkedin
Share on pinterest

El pasado 24 de enero, y en pleno avance del coronavirus en algunos de los países más importantes del continente asiático, China anunciaba la puesta en marcha de unas varias medidas con el objetivo de controlar la propagación del virus.

Entre las iniciativas a tomar, algunas de las más resonantes tenían que ver con la restricción y en algunos casos hasta prohibición de lo que fuera el acceso a sitios turísticos. Esto, sin dudas, se hacía notar en clave de evitar las grandes concentraciones de personas a raíz del turismo en la zona.

Así fue como China anunciaba el cierre de algunas áreas de la Gran Muralla para evitar un efecto contagio de coronavirus masivo.

Casi exactamente meses después y con un panorama más que alentador para la nación china, la antigua fortificación construida en la Dinastía Qin, 200 años antes de Cristo, reabre parcialmente sus puertas para comenzar a recibir nuevamente a visitantes y público en general.

La Muralla China comprende uno de los lugares más icónicos en el continente asiático, símbolo de la protección de los ataques de los habitantes de la actual Mongolia. Por tal motivo, se ha consolidado como una de las grandes atracciones para visitar, y esto siempre la lleva a tener una desmedida presencia de turistas nacionales y extranjeros.

Cabe destacar que, si bien todo intentará volver a la “normalidad”, esto se hará gradualmente, en diferentes fases para evitar volver a caer en un brote como el acontecido desde fines de noviembre en la provincia china de Hubei.

Según han indicado las autoridades, se podrá visitar sólo una parte de la Muralla, la sección Badaling, y como máximo ingresarán 20.000 personas al día.

El medio informativo China Daily ha indicado que para ingresar a este sitio turístico, los turistas deberán presentar y demostrar tarjetas de identificación y código de salud previo a la visita. A su vez, se controlará la temperatura a cualquier persona dispuesta a ingresar al predio y los mismos estarán obligados a utilizar mascarillas.

Catedral alemana desempolva reliquias de Santa Corona, patrona de las epidemias

AQUISGRÁN, Alemania, 25 mar (Reuters) – La catedral alemana de Aquisgrán ha sacado de sus depósitos las reliquias de la poco conocida Santa Corona, patrona de las epidemias resistentes, y está puliendo su elaborado relicario para exhibirlo una vez que el brote de coronavirus haya pasado.

La Catedral de Aquisgrán (en alemán Aachener Dom y en francés Cathédrale d’Aix-la-Chapelle) es una catedral situada en la ciudad alemana de Aquisgrán, al oeste del país y a escasos kilómetros de la frontera con Bélgica y los Países Bajos.

La Catedral de Aquisgrán es considerada la catedral más antigua del norte de Europa. Su origen se remonta a la Capilla Palatina construida por el emperador franco Carlomagno a finales del siglo VIII. A partir de este núcleo original, el templo fue creciendo y engrandeciéndose durante los siglos posteriores hasta formar el conjunto actual, que es un conglomerado de muy diferentes estilos arquitectónicos. Continuar leyendo…

Si quieres conocer más sobre lo que sucede en el mundo, ¡Síguenos en Instagram!

Ver esta publicación en Instagram

Cosas que nos dan fuerza 💗

Una publicación compartida por Intriper (@intriper) el

Una respuesta

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

QUIZÁ ESTO TE PUEDA INTERESAR