¿Cómo llegar al impresionante santuario de Las Lajas, en Colombia?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Muchos lugares alrededor del mundo, relacionados a la religión y las distintas creencias de culto, suelen construirse donde se encuentran reliquias o íconos. Sin embargo, no son muchos los que se han construido lejos de es estos íconos y, más aún, en una zona peligrosa como es el cañón que atraviesa la frontera entre Colombia y Ecuador.

Este es el caso del santuario de Las Lajas, y en esta nota te contamos su historia, dónde queda y la mejor forma de llegar.

Su historia

Cuenta la historia que a fines del 1700 una mujer y su hija sordo muda recorrían el cañón del río Guáitara, cuando se encontraron en medio de una terrible tormenta. Hasta que de repente, las mujeres sintieron que una fuerza las llamaba y, para su asombro, alzaron la vista y vieron la imagen de la Virgen María en las rocas de arriba. En ese momento, la hija de la mujer se curó simultáneamente de su incapacidad para escuchar y hablar.

Poco tiempo después, otro hombre ciego, que recolectaba dinero para construir una capilla alrededor de esta imagen, también recuperó su vista. Fueron estos milagros que inspiraron la creación del Santuario de Las Lajas entre 1916-1949, construido alrededor de la capilla original.

Hoy en día, la imagen de piedra en el acantilado forma la pared posterior del santuario moderno, por lo que es necesario combinar un puente y una iglesia.

¿Dónde queda y cómo llegar?

El Santuario de Las Lajas es posiblemente considerado la iglesia más bella de Colombia. The Telegraph nombró al Santuario de Las Lajas como la iglesia más bella del mundo en 2015.

Para llegar al Santuario se puede tomar uno de los taxi colectivo (se comparten hasta entre cuatro personas) desde la terminal de colectivos de Ipiales. Cuesta unos 2.000COP, unos 0,70 dólares, por persona y trayecto.

Por su parte, la entrada al Santuario neogótico, que se encuentra a más de 50 metros sobre el río, es libre y gratuita.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO