Eligieron a los ganadores del Concurso Internacional de Fotógrafos de Paisaje del Año 2019: aquí las increíbles y mejores imágenes

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Un nuevo concurso internacional de fotografía de paisajes ha permitido apreciar, desde la lente de profesionales increíbles, lo magnífica que puede resultar la naturaleza si se trata de jugar con perspectivas, luces y enfoques. Se trata de la competencia The International Landscape Photographer of the Year, en español concurso de fotógrafos de paisajes del 2019, que ha contado con la participación de alrededor de 850 fotógrafos de paisajes de todo el mundo.

Nada más ni nada menos que 3.400 fotografías fueron escogidas en una primera instancia para seleccionar el mejor portfolio y una sola fotografía luego. El ganador del concurso fue el fotógrafo ruso Oleg Ershov, quien obtuvo el primer premio a partir de su increíble variedad de fotografía de paisajes de Inglaterra e Islandia.

Ershov venció al fotógrafo chino Yang Guang, quien tuvo una exhibición impresionante con su colección de imágenes del desierto de Badain Jaran. La mejor imagen individual fue otorgada a la fotógrafa francesa Magali Chesnel por su foto aérea de las marismas en Grussain, Francia. También se entregaron varios premios especiales por las mejores fotos individuales que sobresalieron en las siguientes categorías: Nieve y hielo, Antena abstracta, Vida salvaje en la naturaleza, Árbol solitario y Nube celestial.

La fotografía de Brandon Yoshizawa de la columna de humo del cohete SpaceX que se cierne sobre las montañas demuestra el impacto del hombre sobre el medio ambiente, mientras que la impresionante fotografía de Peter Adam Hoszang del desierto Sharqiya Sands de Omán en la noche destaca el tranquilo poder de la naturaleza intacta.

Desierto de Badain Jaran, China por Yang Guang (China), Segundo lugar, The International Landscape Photographer of the Year 2019.
Bláfellsá, Islandia por Oleg Ershov (Federación de Rusia), ganador, el fotógrafo internacional de paisajes del año 2019.
Desierto de Sharqiya Sands, Omán por Peter Adam Hoszang (Hungría), Tercer lugar, Fotografía internacional de paisajes del año 2019.
Gruissan, Francia por Magali Chesnel (Francia), Ganador, Fotografía Internacional de Paisaje del Año 2019.
Lençóis Maranhenses, Brasil por Ignacio Palacios (Australia), The Abstract Aerial Award 2019.
Grizzly Lake, Yukon, Canadá por Blake Randall (Canadá), Tercer lugar, El fotógrafo internacional de paisajes del año 2019.
West Mongolia por Ricardo Da Cunha (Australia), The Wildlife in Landscape Award 2019.
Desierto de Badain Jaran, China por Yang Guang (China), Segundo lugar, The International Landscape Photographer of the Year 2019.
Eastern Sierra, California, EE. UU. Por Carlos Cuervo (Estados Unidos), Top 100, The International Landscape Photographer of the Year 2019.

Parque Nacional Vatnajökull, Islandia por Patrick Hertzog (Francia), el fotógrafo internacional de paisajes del año 2019.
Madeira, Portugal por Anke Butawitsch (Alemania), The Lone Tree Award 2019.
Fleswick Bay, Inglaterra por Oleg Ershov (Federación de Rusia), Ganador, The International Landscape Photographer of the Year 2019.
Kimberley, Australia occidental por Mat Beetson (Australia), Top 100, El fotógrafo internacional de paisajes del año 2019.
Lençóis Maranhenses, Brasil por Ignacio Palacios (Australia)
Bronte Beach, Sydney, Nueva Gales del Sur, Australia por Gergo Rugli (Australia), Top 100, El fotógrafo internacional de paisajes del año 2019.
Page, Arizona, EE. UU. Por Craig Bill (Estados Unidos), Top 100, The International Landscape Photographer of the Year 2019.
Balcanes centrales, Bulgaria por Veselin Atanasov (Bulgaria), The Snow and Ice Award 2019.

Un fotógrafo estuvo 9 años registrando personas en su camino al trabajo y descubrió cómo la rutina impacta en sus rostros

Las imágenes han sido registradas por el fotógrafo danés Peter Funch, quien durante al menos 9 años se dispuso a tomar fotografías de la gente yendo hacia sus ocupaciones laborales en la ciudad de Nueva York. Siempre a la misma hora y en el mismo lugar.

Así fue como, durante un período comprendido entre los años 2007 al 2016, Peter registró a diario desde las 08:30 a 09:30 de la mañana, distintas personas que se cruzaban por el camino.

Con el paso del tiempo, fue descubriendo que había capturado varias veces a las mismas personas por lo que la secuencia de imágenes le permitió reflexionar acerca de la rutina que estas llevarían durante gran parte de su tiempo.

Es decir, ver a las mismas personas repitiendo siempre las mismas acciones, gestos y/o expresiones. Así fue como compuso un increíble proyecto fotográfico titulado como “42nd and Vanderbilt. Continuar leyendo…

Si quieres conocer más curiosidades como estas, ¡síguenos en Instagram!

View this post on Instagram

ESTO ES REAL NO LO PUEDO CREER

A post shared by Intriper (@intriper) on

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...

Un ambicioso padre construyó un barco pirata de 15 metros para que sus hijas festejaran su mejor Halloween

Vaya suerte la de estas niñas que les ha tocado un padre obstinado y dedicado a colaborar con las tradiciones culturales que se celebran durante el año. Pues, tras el deseo de una de sus hijas de festejar Halloween bajo la temática de piratas, a este buen hombre solo le quedó dejar volar la imaginación y poner manos a la obra para la construcción de un barco pirata.

Pero no se trata de un barco pirata improvisado, más bien comprende una ambiciosa escenografía que posee unos 15 metros de largo: el resultad representa una espectacular embarcación que se extiende por todo el jardín de la casa. Para convertirlo en un navío casi verídico, durante la noche se ilumina con luces, humo e incluso se le suma el sonido de una banda sonora personalizada.

El responsable de esta obra de arte es Tony DeMatteo, residente de Rochester, en Nueva York. Según han reportado medios locales, comenzó a trabajar en el barco para su hija Ali, de 13 años, en noviembre del año pasado. Lo curioso y más rescatable del suceso es que Tony logró crear este barco pirata sin preparar un gran desembolso de dinero: todo el material que incluye desde madera hasta metales lo consiguió reciclado.

Un ambicioso padre construyó un barco pirata de 15 metros para que sus hijas festejaran su mejor Halloween
Un ambicioso padre construyó un barco pirata de 15 metros para que sus hijas festejaran su mejor Halloween
barco pirata

Cabe destacar que no es la primera vez que Tony se embarca en una aventura como esta. Tanto él como su familia llevan ya ofreciendo espectáculos de Halloween en su casa desde hace unos ocho años. Y la particularidad de esta edición estuvo en complacer a su hija, quien pidió que la temática se basara en Piratas del Caribe.

Para Tony, si bien hacer este tipo de escenarios implica muchas horas, también constituye tiempo para compartir en familia, uno de los motivos por los que Tony dice que el resultado merece la pena. Otra de las recompensas obtenidas es ver que amigos, vecinos y familiares disfrutan también del espectáculo. Y sin dudas, en este año más que nunca, ya que ahora todos los grandes eventos y celebraciones se han cancelando debido a la pandemia.

Si quieres conocer más curiosidades como esta, ¡síguenos en Instagram!

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO