Esta diminuta isla croata, vista desde arriba, parece una enorme huella digital

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Las vistas aéreas ofrecen perspectivas únicas de muchos sitios del mundo, de una forma que nunca habíamos visto antes. A su vez la geografía de muchos territorios se han vuelto tan icónicas que se asocian con el propio país, como la bota de Italia o el zapato por la provincia de Salta, Argentina. Pero esta pequeña isla frente a la costa de Croacia cuenta con una designación verdaderamente única.

La isla de Baljenac (o Bavljenac) se parece curiosamente a una huella digital gigante desde arriba. Las paredes bajas en toda la isla dan la apariencia de pequeñas crestas de huellas dactilares. Incluso la forma ovalada de Baljenac se suma a la comparación de dedos. De los 0,14 kilómetros cuadrados (1,506,947.4583 pies cuadrados) de la isla, 23 km (75459,31759 pies) de longitud de muros se entrelazan a través del área. En total, Baljenac tiene solo 500 m (1,640.4199 pies) de largo y está completamente deshabitado.

Actualmente, el gobierno croata ha estado trabajando con la UNESCO para incluir la isla en su lista de sitios del Patrimonio Mundial. El ‘patrón de encaje’ es exactamente lo que la gente quiere poner en el mapa. Los investigadores croatas esperan que Baljenac pueda ser una huella digital en el espectro global.

“Es por el patrón de encaje de piedra que Baljenac llamó la atención de los guardianes del patrimonio cultural. El Departamento de Conservación de Šibenik, a propuesta de la Universidad de Zadar, preparará una solicitud para el estatus de protección de Baljenac como patrimonio cultural”, el conservacionista Mark Sinobad dijo a HRT.

Croacia también tiene 14 bienes culturales señalados en la lista de la UNESCO. Esto incluye el Torneo de los Caballeros de 300 años y la cultura pesquera de Rovinj. Esta isla es una de las 78 islas más grandes de Croacia y más de 500 ensenadas.

Baljenac no es la única zona del mundo que cuenta con estas espectaculares paredes. Tanto Irlanda como Escocia también tienen estos mismos muros bajos históricamente utilizados para marcar los límites de las tierras de cultivo. Sin embargo, esos países son considerablemente más grandes que la pequeña isla croata.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...

Las olas del huracán Epsilon llegaron a las costas de Portugal provocando el ingreso al mar de los mejores surfistas del mundo

Impactantes imágenes llegan desde las costas de Portugal, más precisamente desde Nazaré, una vila y un municipio portugués perteneciente a la comunidad intermunicipal del Oeste y a la región Centro. Allí, unas olas de un tamaño descomunal convocaron la presencia de gran cantidad de personas tanto de la zona como de regiones cercanas que se dieron cita para apreciar el impactante fenómeno.

Según ha indicado Centro Nacional de Huracanes (NHC), Epsilon es una gran tormenta en el océano Atlántico Norte, con vientos huracanados que alcanzaron a registrar movimientos a unos 19 km/h en dirección noroeste, provocando un fuerte oleaje que ha afectado las zonas de Bahamas, las Antillas Mayores, las islas de Sotavento, la costa este de Estados Unidos, Canadá y el oeste de Europa.

Por su puesto, quienes no pudieron perderse semejante acontecimiento fueron los apasionados de los deportes acuáticos: los mejores surfistas del mundo se desplazaron hacia Nazaré para aprovechar las olas que produjo el huracán y que de momento llegaban a las costas de Portugal.

Las olas del huracán Epsilon llegaron a las costas de Portugal provocando el ingreso al mar de los mejores surfistas del mundo
Las olas del huracán Epsilon llegaron a las costas de Portugal provocando el ingreso al mar de los mejores surfistas del mundo

Luego de observar un notable récord de público para ver las olas del huracán Epsilon, las autoridades han decidido cerrar el acceso a los acantilados de Nazaré por precaución ante la presencia de estas olas de unos 60 pies (20 metros) o incluso más también, a las que muchos medios describieron como de “dimensiones bíblicas“.

Cabe destacar que el acontecimiento que tuvo lugar en Nazaré no estuvo premeditado, ni fue un evento organizado con anticipación, sino que se trata de una sesión libre en la que los surfistas buscaban marcar el récord del mundo por iniciativa propia. No obstante, al no llevar licras y estar todos en el agua, es difícil identificar quién es quién en cada ola.

Si quieres conocer más curiosidades como esta, ¡síguenos en Instagram!

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO