Esta pareja de abuelitos se reúnen todas las tardes en la frontera entre Alemania y Dinamarca a tomar un café

52951268_401
Redactora Social
¡Valora esto!

Ni siquiera una pandemia global de cierre de fronteras impedirá que esta pareja se separe.

Todos los días, Inga Rasmussen, de 85 años, y Karsten Tüchsen Hansen, de 89, caminan hacia una cerca roja y blanca que delimita la frontera entre Alemania y Dinamarca. Inga trae una silla y se sienta en el lado danés. Karsten se instala en el lado alemán. Abren un paquete de galletas y se sirven unas tazas de café.

Rasmussen y Hansen se conocieron por casualidad el año pasado, y desde el 13 de marzo de 2019, han pasado todos los días juntos, según DW. Hansen vive en Süderlügum, Alemania y Rasmussen es de Gallehus, Dinamarca. Las ciudades fronterizas generalmente están a solo 20 minutos en automóvil una de la otra.

Pero casi un año después de conocerse, se hizo imposible continuar sus reuniones diarias como siempre. Entre el 14 y el 16 de marzo, tanto Demark como Alemania cerraron sus pasos fronterizos. En cualquier caso, la pareja estaba decidida a verse. Simplemente trasladaron sus planes de café de la tarde a la frontera en Aventoft.

Ahora, todas las tardes, Hansen monta su bicicleta eléctrica y Rasmussen conduce a su cerca. Organizan sus suministros en una losa de concreto entre ellos y se sientan uno frente al otro. Las citas de Rasmussen y Hansen son bastante típicas: hablan, comparten comida, a veces brindan con Geele Köm, un espíritu de la región. Todo es bastante normal, excepto que no pueden abrazarse o besarse.

«Es triste, pero no podemos cambiarlo», dijo Rasmussen a DW.

A pesar de los tiempos difíciles, la pareja espera que puedan estar juntos para Pascua el 12 de abril. Están haciendo planes para viajar juntos una vez que pase la pandemia.

[Video] Médico se quiebra cuando no puede abrazar a su hijo debido a coronavirus

image doctorllorando

A medida que la lucha para controlar la pandemia del coronavirus, cada vez surgen más historias sobre el costo físico y mental inimaginable que está dejando en los médicos.

Y ahora se han compartido imágenes desgarradoras que muestran a un médico quebrándose después de tener que alejarse de su hijo, por temor a transmitir la enfermedad mortal.

El Dr. Nasser Ali Al Shahrani, de Arabia Saudita, regresaba a su casa después de un turno en el Hospital King Salman en Riad, cuando su pequeño niño corrió hacia él con los brazos abiertos. Continuar leyendo…

¡Valora esto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hay mucho más sobre