Estatua de niña ahogada causa revuelo en España

Estatua de niña ahogada causa revuelo en España
Redactora Social
Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram
¡Valora esto!

Mirando impasible desde las turbias aguas del río Nervión de Bilbao, el rostro inquietantemente realista de una niña que se ahoga en la marea ha conmocionado a la gente en la ciudad española desde que apareció sin previo aviso la semana pasada.

El artista hiperrealista mexicano Rubén Orozco creó la enigmática figura, titulada ‘Bihar’ (‘Mañana’ en euskera) para una campaña de la Fundación BBK, el brazo benéfico del prestamista español Kutxabank, para fomentar el debate en torno a la sostenibilidad.

El objetivo es que la gente sea consciente de que «sus acciones pueden hundirnos o mantenernos a flote», dijo el artista al sitio web de noticias español Nius.

A medida que las mareas suben y bajan, la figura de fibra de vidrio de 120 kg se sumerge y queda al descubierto cada día, lo que según BBK es un reflejo de lo que podría suceder «si seguimos apostando por modelos insostenibles» como los que contribuyen al cambio climático.

Los habitantes de Bilbao se despertaron con la instalación el jueves pasado después de que fuera llevada en bote y bajada al río cerca del centro de la ciudad en la oscuridad de la noche.

“Al principio me dio una sensación de estrés, cuando más de la cara estaba fuera del agua, pero ahora me comunica tristeza, mucha tristeza”, dijo la visitante Triana Gil.

«Ni siquiera parece preocupada, es como si se estuviera dejando ahogar».

Otro espectador, que dio su nombre como María, inicialmente pensó que la escultura era un monumento a un trágico evento pasado.

«Hoy aprendí que no se trata de eso, pero creo que la gente puede darle su propio significado», dijo.

‘Bihar’ no es la primera obra de Orozco que sorprende y conmueve a Bilbao.

Hace dos años, su estatua de tamaño natural de una mujer solitaria sentada en un banco del parque, ‘Soledad invisible’, provocó un debate sobre la vida aislada de los ancianos.

¡Valora esto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *