Inteligencia artificial predijo cómo se verá el ser humano en el año 3.000

Mindy
Redactora
¡Valora esto!

Un programa de Inteligencia Artificial creó un modelo 3D que reveló cómo se vería el ser humano en el año 3000. La reponsable de llevar adelante este proyecto fue la empresa Toll Free Forwarding quienes consultaron a expertos médicos con el fin de estudiar cuál es el impacto cotidiano que la tecnología tiene en nuestras vidas y de esta forma crear a «Mindy», el prototipo de humana del futuro.

Según proyectó IA, Mindy tendría una espalda encorvada, un cuello ancho, una mano con garras e incluso un segundo par de párpados.

ser humano

«Obtuvimos investigaciones científicas y opiniones de expertos sobre el tema, antes de trabajar con un diseñador 3D para crear un futuro humano cuyo cuerpo haya cambiado físicamente debido al uso constante de teléfonos inteligentes, computadoras portátiles y otras tecnologías», detallaron desde la empresa.

Las características que presenta Mindy sería a causa de sostener contantemente su móvil: cuello ancho, zona lumbar encorvada, brazo en una postura de 90° y las manos en forma de garra. Además, su cráneo es más grueso y presenta unos párpados extra. Es decir, se tratan de 6 rasgos modificados a causa del mal uso de la tecnología.

La «garra de texto” es una condición que sería el resultado de cómo se curvan los dedos en una posición poco natural durante largos períodos de tiempo, en el agarre del mismo.

“Hace algunos años, el uso de Internet móvil superó al de escritorio y ahora tenemos Internet en nuestras manos», explicó el Dr. Nikola Djordjevic de Med Alert Help. «Sin embargo, la forma en que sostenemos nuestros teléfonos puede causar tensión en ciertos puntos de contacto, lo que provoca la garra de texto, que se conoce como síndrome del túnel cubital», dijo.

El otro problema asociado directamente a la “garra de texto” es el codo de 90º, también conocido como «codo de teléfono inteligente», que se debe a la posición típica del brazo al sostener y usar teléfonos celulares, ya sea para uso general o cerca de nuestras orejas durante las llamadas telefónicas.

image ser humano image 44

Por otro lado, no nos olvidemos del «cuello tecnológico», esta nueva condición demuestra ser visiblemente más ancha, lo que hace que los músculos se cansen ya que trabajan más duro para mantener la cabeza erguida.

“Cuando estás trabajando en una computadora o mirando tu teléfono, los músculos en la parte posterior del cuello tienen que contraerse para mantener la cabeza erguida. Cuanto más mires hacia abajo, más duro tendrán que trabajar los músculos para mantener la cabeza erguida. Estos músculos pueden cansarse y doler demasiado al mirar nuestros teléfonos inteligentes y tabletas o al pasar la mayor parte de nuestro día laboral en las computadoras”.

image ser humano image 43

A destacar, Mindy posee el cráneo más grueso, debido a la radiación de radiofrecuencia con la que constantemente está expuesto por los teléfonos celulares. Sin embargo, el cerebro de Mindy se redujo, basado en la teoría científica de que un estilo de vida sedentario está rediciendo la capacidad de nuestro cerebro.

Otro cambio, esperable, que sufriría la anatomía humana se encontraría en la zona lumbar: dada la cantidad de tiempo que las personas se sientan frente a la computadora, el torso sobresaldrá cada vez más hacia atrás, en vez de estar alineado con las caderas. Lentamente volveríamos a la postura de los homos.

Por último, un cambio físico “bizarro” pero no por eso imposible. La investigación sobre las pantallas que causan dolores de cabeza, fatiga visual e incluso ceguera están avaladas por cientos de expertos. Todo esto indicaría un proceso evolutivo radical que podría limitar la cantidad de luz dañina a la que están expuestos nuestros ojos con el desarrollo de un párpado interno.

“Los humanos pueden desarrollar un párpado interno más grande para evitar la exposición a la luz excesiva, o el cristalino del ojo puede desarrollarse evolutivamente de modo que bloquee la luz azul entrante, pero no otras luces de alta longitud de onda como el verde, el amarillo o el rojo”, sostuvo un especialista de la Universidad de Toledo.

El parpadeo lateral de Mindy, proveniente de otro párpado interno que nos protege de la exposición excesiva a la luz de los dispositivos tecnológicos, es el cambio evolutivo final para nuestro humano futurista con efectos tecnológicos.
Sin embargo, los procesos evolutivos son más complejos y largos en el tiempo por lo que algunos expertos toman la simulación de la IA como pura ciencia ficción.

image ser humano image 42
¡Valora esto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Hay mucho más sobre