Italia comienza a reabrir bares y cafeterías a medida que la tasa de muertes disminuye

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Italia comenzó a flexibilizar el aislamiento, a medida que la tasa de infectados y de muertes disminuye. Hoy en día ya ase pueden encontrar bares, restaurantes y cafeterías en funcionamiento; así como también la basílica de San Pedro en el Vaticano.

Después de largos días encerrados debido a la pandemia de coronavirus, los italianos pudieron disfrutar de un café y cervezas frías, al aire libre, aunque siempre respetando el distanciamiento social.

Yara Nardi/Reuters

“No he trabajado durante dos meses y medio. Es un día hermoso y emocionante “, dijo a Reuters Valentino Casanova, un barman en Caffe Canova, en la céntrica Piazza del Popolo de Roma.

Un puñado de visitantes, incluidas monjas, hicieron cola fuera de San Pedro por primera vez desde el 10 de marzo. Los oficiales de policía con máscaras faciales comprobaron las temperaturas antes de permitirles entrar. También se reanudaron misas en iglesias de toda Roma. Los fieles se sentaron separados en bancos desinfectados.

Yara Nardi/Reuters

En Venecia, los gondoleros con máscaras faciales transportaban pasajeros a lo largo del Gran Canal, mientras que las madres con niños pequeños se sentaban en cafés con vistas al Rialto. Los clientes en Milán se arreglaron el cabello, mientras que los mercados locales en la ciudad de Salerno reabrieron.

El primer ministro, Giuseppe Conte, describió el final de las restricciones nacionales como un “riesgo calculado”. Italia fue el primer país europeo en entrar en bloqueo total, hace más de dos meses. Ahora está volviendo a una semi-normalidad, después de casi 32,000 muertes. Su economía se ha reducido en un 10%.

View this post on Instagram

A verrrrr

A post shared by Intriper (@intriper) on

Este hogar de ancianos impidió que el coronavirus los infectara organizando una pijamada de 47 noches

Cuando la sombra de COVID-19 se cernía sobre Francia, el personal de un hogar de ancianos para personas mayores cerca de Lyon, vaya al sitio web para obtener más información sobre este lugar, resolvió que no permitirían que sus residentes se conviertan en estadísticas, por lo que hizo lo que nadie más estaba haciendo.

Valerie Martin dirige la casa en Corbas, donde atiende a 106 personas. Cuando escuchó lo que el coronavirus estaba haciendo a las personas mayores en toda Europa, resolvió que era necesaria una acción drástica para proteger a sus residentes. Continuar leyendo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO