Arashiyama: un stop cultural y natural a 20 minutos de Kioto, en Japón

pablo-fierro-epKFSKVvbIM-unsplash (1)
Redactora / Travel writer
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram

Japón siempre deslumbra a los viajeros en todos los sentidos posibles y cada vez más turistas eligen a este país como próximo destino para su viaje. En este post les contaremos acerca de Arashiyama una especie de oasis natural muy próximo a Kioto, donde la naturaleza, los colores, la paz y la tranquilidad combinan de tal forma que atrae a todo aquel que quiera alejarse un poco de la bulliciosa ciudad y disfrutar de un paseo en medio de un bosque de bambú, templos, puentes, animales y parques.

Arashiyama
Arashiyama: un stop cultural y natural a 20 minutos de Kioto, en Japón.

Razones por las que visitar Arashiyama

Una excursión poco conocida desde Kioto pero una de las que atrae a más cantidad de viajeros una vez que descubren qué es lo que oculta este misterioso lugar. Siempre decimos que todos los lugares tienen su encanto pero Arashiyama muestra un paisaje digno de visitar.

Arashiyama
Arashiyama muestra un paisaje digno de visitar. Foto: prelude2000

1. Colores en el bosque de bambú

La principal razón y una de las preferidas por los viajeros para hacer en Arashiyama es el Bosque de bambú. Los colores verde profundo de los árboles, las alturas que hacen que parezcan que van a tocar el cielo y los aromas a “naturaleza” que se sienten en los senderos del bosque, hace que sea uno de los principales objetivos de una visita a Arashiyama.

Arashiyama
La principal razón y una de las preferidas por los viajeros para hacer en Arashiyama es el Bosque de bambú.

2. Una visita por los templos

Antiguos, budistas, arquitectónicamente deslumbrantes, Arashiyama es un sitio repleto de templos de distintas relevancias, características y temáticas, haciendo que sea un lugar de silencio y respeto ante la cultura japonesa. Una visita a los templos no lleva más de medio día pero permite admirar la prolijidad y la cultura desde otra perspectiva, no solamente a través de su arquitectura y perfección sino también por las vistas a parques y lagos en los que generalmente se encuentran dispuestos.

Arashiyama
Los templos forman parte de un lugar de silencio y respeto ante la cultura japonesa. Foto: chrizyshot
  • El Templo Tenryuji: uno de los templos budistas mas importantes de Kioto y un espacio zen perfecto para “bajar las revoluciones”.
  • El Templo Adashino Nenbutsuji: conocido como el Templo de los 1.000 budas
  • El Templo Saihoji: un templo con un entorno recubierto enteramente de musgos.
Arashiyama
El Templo Saihoji, Arashiyama, Japón. Foto: C.K. Tse
  • El Templo Seiryoji: su estatua de Buda o Shaka Nyorai, considerada como uno de los tesoros nacionales mas importantes de Japon.

3. Un viaje al pasado

Arashiyama es una ciudad que se “mantiene tal y como fue construida” esto quiere decir que, a pesar que hayan pasado ya casi 1200 años, desde los primeros asentamientos de quienes buscaban un lugar más tranquilo para residir, la ciudad sigue manteniendo sus casas construidas en madera.

Arashiyama
A pesar que hayan pasado ya casi 1200 años desde los primeros asentamientos, la ciudad sigue manteniendo sus casas construidas en madera.

Sus parques urbanos como «oasis» en medio de la ciudad junto con los cerezos en flor que año tras año forman un paisaje de colores que atrae a los fotógrafos (y aspirantes a serlo) de todas partes del mundo.

Arashiyama
Los cerezos en flor año tras año forman un paisaje de colores. Foto: Nahid V

4. Cultura japonesa en su máxima expresión

La cultura es uno de los aspectos que más atrae a los viajeros que se deciden a visitar la fantástica isla de Japón. A pesar de los avances tecnológicos, las familias y los propios japoneses buscan mantener vivas las costumbres y tradiciones autóctonas de la isla.

  • Bosque de los Kimonos: uno de los sitios menos conocidos por los viajeros extranjeros pero más interesantes para conocer la cultura japonesa, un sitio muy próximo al centro de la ciudad de Arashiyama donde se pueden observar los tubos de tejidos de kimonos hechos a mano.
Arashiyama
Bosque de los Kimonos, Arashiyama, Japón.
  • Calle Saga-Toriimoto: una calle ideal para conocer y adentrarse en la cultura a través de las construcciones de madera, tiendas y restaurantes. Dato viajero: ideal para comprar souvenirs y degustar la riquísima comida japonesa.
Arashiyama
Calle Saga-Toriimoto: una calle ideal para conocer y adentrarse en la cultura a través de las construcciones de madera. Foto: chrizyshot

5. Naturaleza, colores y…¡más naturaleza!

Como te contábamos en un principio, la naturaleza y el contacto con el aire libre fue el primer propulsor del asentamiento de los primeros pobladores de Arashiyama y algo que se sigue manteniendo hasta el día de hoy.

Arashiyama
La naturaleza y el contacto con el aire libre fue el primer propulsor del asentamiento de Arashiyama. Foto: Herry Lawford

Parte de un recorrido por Arashiyama es caminar entre medio de puentes, lagos y bosques de distintos colores, claro que el que corona el mayor de los atractivos es el Bosque de Bambú pero también existen otros atractivos y actividades al aire libre que nutren a un paseo por la ciudad:

Arashiyama
Parte de un recorrido por Arashiyama es caminar entre medio de puentes, lagos y bosques. Foto: Masashi Nishioka
  • Parque de Iwatama: un sitio donde se pueden ver macacos en semi libertad, siendo protegidos y preservados para mantener su reproducción.
Arashiyama
Parque de Iwatama, Arashiyama, Japón.
  • Puente Togetsukyo: conocido por “el puente que cruza la luna” datado en el año 1930, posibilitando vistas panorámicas 360 a las montañas y a los coloridos arboles de Arashiyama.
Arashiyama
Foto: Herry Lawford
  • Tren turístico de Sagano: una de las mejores opciones para visitar las montañas de Arashiyama, conocido como el “tren romántico”, completamente vidriado y perfecto para obsrevar la naturaleza en su máxima expresión, de una forma distinta y alternativa.
Arashiyama
Arashiyama es ese lugar ideal para “desconectar”. Foto: Blondinrikard Fröberg

En otras palabras, Arashiyama es ese lugar ideal para “desconectar” de la bulliciosa ciudad de Kioto, pasear durante un día en medio de la naturaleza y disfrutar de la conexión con el aire libre, los colores y los aromas naturales.

¡Valora esto!
Seguir leyendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Hay mucho más sobre
Ver más de
Te puede interesar