Un restaurante de sushi en Japón creó “Delivery Macho” para aumentar la demanda con fisicoculturistas como repartidores

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Atraer y fidelizar clientes es todo un arte, y la pandemia de coronavirus ha demostrado que sobrevivir en el intento de adaptarse al cambio y expandir la mente en pos de conservar la visión de negocio no es para cualquiera. Precisamente, este restaurante de sushi, ubicado en el centro de Japón, está haciendo hasta lo imposible por impulsar la débil demanda consecuente durante la pandemia.

¿Cómo? Con una peculiar iniciativa: enviar fisicoculturistas sin polera para entregar la comida a sus clientes.

Sí, has leído bien. Este particular servicio ha sido bautizado como “Delivery Macho“, y fue creado por el chef Masanori Sugiura, de 41 años, quien trabaja en el restaurante Imazushi. El chef también es un eximio fisicoculturista que participa en competencias, por lo que su cuerpo ha sido puesto también a disposición del reparto de delivery.

Un restaurante de sushi en Japón creó "Delivery Macho" para aumentar la demanda con fisicoculturistas como repartidores
Un restaurante de sushi en Japón creó “Delivery Macho” para aumentar la demanda con fisicoculturistas como repartidores.

Así mismo, Sugiura ha reclutado a amigos que trabajaban en gimnasios para que sean parte del equipo de reparto de sushi a domicilio, acompañándolos de alguna manera debido a que se quedaron sin trabajo durante la pandemia.

Para ser beneficiarios de este servicio, la única condición es que los clientes deberán ordenar una compra por un mínimo de 7.000 yenes (66 dólares) para recibir una prueba de Delivery Macho.

Afortunadamente, la promoción ha sido un éxito en Twitter y Sugiura recibe hasta 10 pedidos al día, con ganancias mensuales por el servicio que llegan a 1,5 millones de yenes (14.000 dólares). Sin dudas, una estrategia exitosa frente a la crisis económica que acarrea la irrupción del coronavirus en nuestras vidas.

Si quieres conocer más curiosidades como esta, ¡síguenos en Instagram!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...

Las olas del huracán Epsilon llegaron a las costas de Portugal provocando el ingreso al mar de los mejores surfistas del mundo

Impactantes imágenes llegan desde las costas de Portugal, más precisamente desde Nazaré, una vila y un municipio portugués perteneciente a la comunidad intermunicipal del Oeste y a la región Centro. Allí, unas olas de un tamaño descomunal convocaron la presencia de gran cantidad de personas tanto de la zona como de regiones cercanas que se dieron cita para apreciar el impactante fenómeno.

Según ha indicado Centro Nacional de Huracanes (NHC), Epsilon es una gran tormenta en el océano Atlántico Norte, con vientos huracanados que alcanzaron a registrar movimientos a unos 19 km/h en dirección noroeste, provocando un fuerte oleaje que ha afectado las zonas de Bahamas, las Antillas Mayores, las islas de Sotavento, la costa este de Estados Unidos, Canadá y el oeste de Europa.

Por su puesto, quienes no pudieron perderse semejante acontecimiento fueron los apasionados de los deportes acuáticos: los mejores surfistas del mundo se desplazaron hacia Nazaré para aprovechar las olas que produjo el huracán y que de momento llegaban a las costas de Portugal.

Las olas del huracán Epsilon llegaron a las costas de Portugal provocando el ingreso al mar de los mejores surfistas del mundo
Las olas del huracán Epsilon llegaron a las costas de Portugal provocando el ingreso al mar de los mejores surfistas del mundo

Luego de observar un notable récord de público para ver las olas del huracán Epsilon, las autoridades han decidido cerrar el acceso a los acantilados de Nazaré por precaución ante la presencia de estas olas de unos 60 pies (20 metros) o incluso más también, a las que muchos medios describieron como de “dimensiones bíblicas“.

Cabe destacar que el acontecimiento que tuvo lugar en Nazaré no estuvo premeditado, ni fue un evento organizado con anticipación, sino que se trata de una sesión libre en la que los surfistas buscaban marcar el récord del mundo por iniciativa propia. No obstante, al no llevar licras y estar todos en el agua, es difícil identificar quién es quién en cada ola.

Si quieres conocer más curiosidades como esta, ¡síguenos en Instagram!

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO