Turismo sostenible: cuál es el rol de los viajeros y qué acciones fomentan los principios de sustentabilidad

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

En un contexto donde cada recurso natural vale hasta lo invaluable, nuestra responsabilidad frente a las acciones humanas que generan impacto en el medioambiente debe asimilarse en base a un alto nivel de conciencia.

El pasado 29 de julio se conmemoró el Earth Overshoot Day (Día del Exceso de la Tierra), donde a grandes rasgos se comunica que la Humanidad agotó todos los recursos naturales disponibles para 2019. Es decir, ya se utilizaron los recursos que se demandan anualmente pero, lamentablemente, quedan unos meses para que culmine el año. 

En función de esto, desde Intriper nos preguntamos cuáles son las acciones que podemos implementar en pos de preservar y conservar tanto naturaleza como recursos que la componen. Y acto seguido, vinculando esta idea al mundo del turismo, ¿cómo podríamos reflexionar acerca del rol de los viajeros? ¿Bajo qué conceptos consideramos al turismo como algo sostenible? 

Consultada por este medio, la Licenciada en Gestión Ambiental Antonela Brianese* (Especialista en Desarrollo Sostenible y también graduada con un Master en Gestión y Conservación de la Naturaleza) nos cuenta desde su rol como Directora de la consultora ambiental VitruBio Soluciones Ambientales cuál es la importancia de poder incorporar hábitos de sostenibilidad a nuestras prácticas cotidianas. 

¿Por qué hacer referencia al llamado ser “multiplicadores ambientales alrededor del mundo”? ¿Cuál es la importancia de esto?

Quienes lideramos VitruBio hemos dedicado parte de nuestra vida a viajar por el mundo, con el objetivo de conocer e investigar los impactos del turismo en el medio ambiente y conocer proyectos de Turismo Sostenible, habiendo visitado más de 60 países en los 5 continentes.

El turismo es una de las industrias más poderosas de estos tiempos y con un impacto altísimo sobre los recursos naturales. La misma mueve más de 1000 millones de personas al año por todo el globo terráqueo, consumiendo recursos naturales en exceso, explotando fauna en cada excursión, alentando los monopolios internacionales en lugar de los mercado locales y generando impactos ambientales indeseados en sitios de valor patrimonial; una postal que se repite en cada sitio turístico y que ya no queremos fotografiar más.

Ante esta situación es que diseñamos el proyecto de “Red de Viajeros Multiplicadores ambientales” con el objetivo de que la comunidad viajera de @juntosporahi se sumara, como así también las comunidades de nuestros amigos viajeros/bloggers etc. Pensamos que es un buen camino para que los viajeros no sólo puedan aprender para sí mismos, sino que puedan compartir a través de sus redes sociales, buenas prácticas y contenido de calidad, logrando multiplicar un mensaje de protección y cuidado ambiental.

¿Cuáles son algunas de las medidas que se deberían tomar para asumir este rol?

Para ser un Multiplicado Ambiental no se necesita tener experiencia ni estudios previos. Creemos que lo único que se debe tener es conciencia de la crisis climática en la que nos encontramos inmersos y un compromiso real de querer aportar nuestro granito de arena, con acciones que generen cambios tanto en nuestra vida como en la de la gente que nos rodea.

Para eso necesitamos conocer más en profundidad las problemáticas y soluciones, es por eso que creamos el curso. Una herramienta con contenido científico muy valioso, adaptado de forma sencilla a un público en general, porque nadie ama lo que no conoce ni protege lo que no ama.

Vinculando esto con el mundo del turismo, ¿cómo se puede trasladar el rol del viajero para incorporar hábitos de sostenibilidad?

Los viajeros ante todo somos personas, y como tales podemos incorporar hábitos sostenibles más allá del lugar donde estemos. Por ejemplo, cambiar nuestros hábitos alimenticios por productos locales y orgánicos, disminuir el consumo a cero de cosas que no son estrictamente necesarias, ya que cada cosa que compramos tiene un costo económico y también costo ambiental, que nunca tenemos en cuenta. Disminuir el uso de plásticos de un sólo uso, ser conscientes con el uso y abuso de energía y agua, entre otros. Son algunos simples hábitos que podemos incorporar.

Como turistas o viajeros nos vemos expuestos ante otras situaciones que generan impactos y para las cuales es necesario tomar decisiones sostenibles. Ante todo nuestro comportamiento en la naturaleza y las comunidades que visitamos, la elección de las excursiones que hacemos, dónde nos alojamos y cómo, los medios de transporte que tomamos, el trato que le ofrecemos a la fauna silvestre y a los ecosistemas, lo que comunicamos y mostramos en nuestras redes sociales, son sólo algunas de las cosas que debemos revisar al ser turistas.

Si te interesa conocer mucho más sobre la educación ambiental, VitruBio Soluciones Ambientales ofrece un Curso de Educación Ambiental orientado al Turismo Sostenible, destinado a aprender conceptos ambientales básicos e implementar estas herramientas en la difusión de la educación y la protección ambiental. Si quieres sumar conocimientos al desarrollo de conceptos generales de ecología, comprender las problemáticas mundiales y estudiar soluciones e implementación de buenas prácticas. 

¿Cuáles son los objetivos o intenciones que buscan lograr con el público que esté interesado en inscribirse? ¿Qué es lo que van a conocer o qué conocimientos podrán adquirir?

Puntualmente en el curso abordaremos conceptos básicos de la educación ambiental y cómo desarrollar proyectos ambientales, fundamentos teóricos de la ecología como ciencia, problemáticas ambientales globales (cambio climático, calentamiento global, pérdida de biodiversidad, contaminación, desertificación, otros) y luego debatiremos las problemáticas locales según el lugar de residencia de cada participante. Aprenderemos sobre herramientas de gestión de la Sostenibilidad y soluciones para la vida diaria (residuos, huella de carbono, economía circular, energías renovables).

Finalmente un módulo extra que es de cursado opcional sobre Turismo Sostenible, para poder conocer las diferencias entre Turismo de naturaleza, ecoturismo, turismo sostenible, prácticas responsables como turistas y más.

Desde VitruBio confiamos en el poder de difusión que tienen los bloggers e influencers en redes sociales, sabemos de sus miles de seguidores, de su capacidad de transmitir conocimientos y es por eso que desarrollamos este Curso de Educación Ambiental orientado al Turismo Sostenible, de modo de compartir información de calidad y ayudar a compartir buenas prácticas de protección ambiental y consumo responsable. Estamos creando una comunidad con capacidad comunicadora y replicadora, con ganas de concienciar a otros, de crear contenido de valor, de transmitir un mensaje diferente, de respeto, cuidado y protección pero fundado en el conocimiento. ¡Todas las personas que se quieran sumar son bienvenidas!

*Antonela Brianese también se desempeña bajo el cargo de Miembro Experto en Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza -UICN-, la organización medioambiental más grande del mundo dedicada a la conservación de los recursos naturales. Antonela trabaja activamente en dos de sus 6 comisiones; la Comisión para la Gestión de Ecosistemas (CEM) y la Comisión de Educación y Comunicación (CEC). 

¿Cuál es la verdadera razón detrás del diseño de ciudades coloridas?

Cinque Terre en Italia, Copenhague en Dinamarca, Isla Mujeres en México, Cape Town en Sudáfrica, Wroclaw en Polonia, Río de Janeiro en Brasil, Valparaíso en Chile. Y así infinito. Quizás existan más lugares de los que podamos nombrar y conocer. ¿Qué tienen en común todas estas ciudades? Presentan fachadas en múltiples tonos de colores dando la imagen de ciudades que asombran por la variedad cromática. Continuar leyendo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...
Islandia lanza un programa de visas para personas que trabajan a distancia para reactivar el turismo

Islandia lanza un programa de visas para personas que trabajan a distancia para reactivar el turismo

Islandia está buscando nuevas formas de estimular el turismo y para eso lanza un programa de visas que permite que trabajadores de diferentes lugares puedan ir a visitar el país. La misma durará por un período de seis meses y, si bien está abierta a personas extranjeras, hay ciertas condiciones claves con las que hay que cumplir.

Islandia es uno de los países que aprovechó la “pausa” que generó la pandemia de coronavirus en muchos aspectos para realizar mejoras tanto en sus carreteras como en sus diferentes sitios turísticos. En este país, el turismo constituye el 42% de su economía y esa pausa, si bien sirvió para algunas cosas, generó un gran impacto en los ciudadanos que dependen del turismo como medio de vida. Al igual que sucedió en varios lugares alrededor del mundo.

Islandia lanza un programa de visas para personas que trabajan a distancia para reactivar el turismo
Foto de Adam Jang en Unsplash

En vistas de impulsar el turismo y motivar a las personas a viajar allí, Islandia expandió su programa de visas para poder permanecer en el país por un largo período de tiempo. En un principio, este programa solo comprendía a personas provenientes de países que formen parte del Espacio Schengen pero ahora se ha extendido a más lugares. El mismo plantea que ciudadanos extranjeros que trabajen de forma remota para compañías que no sean islandesas podrán aplicar para permanecer por un período de seis meses, tanto ellos como sus familias. Así lo informa el sitio oficial de Work in Iceland.

Islandia lanza un programa de visas para personas que trabajan a distancia para reactivar el turismo
Foto de Jonatan Pie en Unsplash

En el sitio establecen que “Para que le otorguen permiso para la estadía extendida, la persona en cuestión debe demostrar una relación de trabajo con una compañía extranjera (o verificar que trabaja por su cuenta en el país en el que tiene residencia permanente) y cumplir con los ingresos y seguro médico requeridos“. De acuerdo al sitio de noticias Bloomberg, el ingreso necesario para poder aplicar es de, mínimo, un millón de coronas islandesas por mes, lo cual equivale, aproximadamente, a 7360 dólares por mes o 88000 dólares anuales.

Hasta el momento no fue informado a partir de cuándo se puede aplicar ni la documentación que hay que presentar, pero desde Work in Iceland anunciaron que pronto tendrán más información.

Para más noticias como esta ¡síguenos en Instagram!

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO