in

Algunos consejos a tener en cuenta antes de visitar Machu Picchu

Todos coincidimos en que Perú es uno de los destinos que deben estar en su lista de lugares a conocer. Y esto se debe a la impresionante ciudad inca de Machu Picchu.

Ubicada en un lugar espectacular, Machu Picchu es quizás el sitio arqueológico más conocido del continente. Lo cierto es que hay mucha información dando vueltas y uno nunca termina sabiendo cuál es certera. Por eso, acá vas a encontrar los puntos más importantes para que tu experiencia sea la mejor.

¿Cuándo ir?

La temporada ideal es entre abril y octubre debido a que el resto del año las precipitaciones pueden impedir o perjudicar la visita. Mayo, sin dudas es un mes ideal por dos motivos: la vegetación sigue  florecida y verde como en el verano, y la cantidad de gente es menor debido a que todavía no comienza la temporada alta.

Seguramente participar de la fiesta del Inti Raymi, en el solsticio de junio, debe ser hermoso pero la cantidad de visitantes ese día llega a un límite extraordinario.

¿Cómo sacar la entrada?

Lo más importante es cuándo ya que hay cupos de ingreso por día, por lo que cuanto antes mejor. Podés adquirirla mediante agencias de turismo o desde la web oficial. Es muy importante que el día que visites el Machu Picchu lleves impreso el ticket ya que no sirve tenerlo en versión digital.

Al momento de elegir tu entrada vas a encontrar diferentes opciones:

  1. Machu Picchu solo
  2. Machu Picchu + Huayna
  3. Machu Picchu + Montaña
  4. Machu Picchu + Museo

1. Este ticket te asegura la entrada únicamente a la ciudadela.

2. Con esta opción podes entrar a la ciudadela y a la famosa montaña que aparece en todas las fotos tras las ruinas. Es el ticket más solicitado por lo que debés reservarlo con antelación.

3. Una buena alternativa si te gusta la aventura extrema es adquirir el pase de ingreso a la ciudadela y a la Montaña Machu. Esta se encuentra frente al Huayna y ofrece una vista panorámica de la cordillera de los andes peruana. Requiere menos destreza ya que su camino es bastante llano, pero más resistencia ya que la distancia a la cima es mayor.

4. Como el nombre lo indica, permite el ingreso a la ciudadela y al museo que contiene objetos encontrados en diferentes excavaciones e investigaciones de las ruinas.

Una vez que hayas seleccionado la opción que mejor se adapte a tu itinerario vas a tener que elegir si preferís el turno de la mañana o el de la tarde.

El horario de la tarde no requiere levantarse temprano y permite ver la ciudadela con claridad, al estar en altura, por la mañana puede estar cubierta de nubes. Por otro lado, si la idea es realizar alguna de las subidas, la mañana es la mejor opción para poder disfrutar sin estar a las corridas.

Dónde queda y cómo llegar

Las ruinas quedan muy cerca de Aguas Calientes, un pueblo también conocido como Machu Picchu Pueblo. Para llegar allí hay diferentes alternativas: el tren, la caminata desde la hidroeléctrica o el camino del inca, son los más conocidos.

El tren ofrece bellísimos paisajes desde sus ventanas y es ideal para quienes no tienen buena resistencia física o simplemente prefieren no realizar esfuerzo. Sin embargo es la opción más costosa. En su web oficial se encuentran los precios, horarios y puntos de partida.

El camino del inca, por su parte, es la opción más famosa. Todo aquel que lo lleva a cabo resalta que es una experiencia única en la vida.  Su desventaja es la cantidad de días que conlleva, por lo que si el itinerario es acotado es mejor dejar este programa para otra oportunidad. Caso contrario se puede contratar el tour con guía desde cualquiera de las agencias de turismo de Cuzco o por internet.

La caminata desde la hidroeléctrica es otra buena alternativa. Para llegar hasta el punto de partida se debe contratar un minibus, hay muchas empresas que lo ofrecen en los alrededores de la Plaza de Armas de Cuzco o sobre Av. del Sol.

Luego de de una travesía de 6 horas por caminos con paisajes asombrosos se llega a la entrada a la hidroeléctrica desde dónde se debe caminar por las vías del tren unas 3 horas más hasta Aguas Calientes. El recorrido es magnífico pero cansador.

Enfocándonos en las ruinas hay dos opciones para llegar desde el pueblo: caminando o en un bus que cuesta 10 dólares por persona. La subida es por medio de la montaña en una especie de escalera, a veces es mejor guardar energías para después. Se puede subir en transporte y bajar caminando para disfrutar ese paisaje también.

¿Guía turístico sí o no?

Esto depende mucho del tipo de viajero que seas. Si tu objetivo es sacar la icónica foto entonces no hace falta que contrates un guía. En muchos lugares indican que es obligatorio pero la realidad es que no hay control al respecto.

Si tu finalidad es conocer la historia del lugar, la experiencia de recorrer con un guía local es espectacular. Siempre es bueno elegir un grupo chico para que la visita sea más intima.

Desmitificando

A veces la información puede ser poco clara y generar dudas o confusiones. Por eso, estos mini-tips pueden ayudarte a tener en cuenta algunas cosas a la hora de planificar tu viaje.

  • Solamente hay baño en el ingreso y si salís perdés tu chance de volver a entrar.
  • En el ingreso hay un guardarropas muy económico por si no querés cargar con mochilas.
  • No revisan tu mochila.
  • Podés ingresar tu selfie stick.
  • Podés ingresar agua.
  • Es muy necesario que lleves protector solar y un gorro.
  • Podés realizar el sendero como sea de tu interés y volver a pasar por alguna zona que ya visitaste cuando haces la visita libre.

Lo más importante: respetar

Por favor, cuando visites un lugar tan sagrado e histórico pensá en los años que lleva ahí, en su valor y perfección. No realices ningún acto que pueda perjudicarlo o modificarlo. No escribas muros, paredes ni pisos. No arranques ni pises el pasto de las terrazas con acceso prohibido. No sobrepases los cordones de límites, muchos están puestos debido al deterioro de las construcciones y además de incrementar el riesgo de derrumbe podes poner en peligro tu vida. No tomes el agua de las cascadas ni molestes a los animales. No tomes como souvenires las piedras del lugar ni arranques hojas de las plantas. Los papeles y la basura pueden ir durante un rato en tu bolsillo, no los dejes en la ciudadela.

Hay que generar conciencia sobre el impacto de la visita a un lugar como el Machu Picchu. Ser sostenible y contribuir con su preservación para que muchas generaciones puedan apreciarlo y para que se pueda continuar estudiando la historia inca.

Dato de color

Como souvenir, en lugar de piedras, te podés llevar un hermoso sello en tu pasaporte. Es gratis y se encuentra a la salida del parque.

[zombify_post]

Escrito por China Bué

Qué piensas?

0 points
Upvote Downvote

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

Comentarios

0 comentarios

Las 3 novedades que Walt Disney World tiene preparadas para el 2019

Florida también prohibe el uso de protectores solares que dañen el medioambiente