Austria se convierte en el primer país de Europa en relajar sus estrictas medidas de bloqueo

Austria es el primer país europeo en facilitar las medidas 4
Editora / Travel Content Editor
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en pinterest
Compartir en whatsapp
Compartir en telegram
¡Valora esto!

En un intento por comenzar a reactivar la economía nacional y fomentar la «vuelta» al ritmo cotidiano de las ciudades, Austria ha decidido reducir sus estrictas medidas de restricciones y bloqueo por coronavirus.

Así, luego de un mes prácticamente cerrado, el país de habla alemana se consolida como el primer país europeo en reabrir, poco a poco, sus pequeñas tiendas, parques públicos, centros de bricolaje, jardinería, entre otros.

No obstante, en el inicio de esta nueva etapa «post» coronavirus, Austria mantendrá sus imposiciones de distanciamiento social, y uso de máscaras en supermercados, transporte público y taxis.

Para el resto de los países de Europa, Austria está siendo una prueba de fuego en el intento por retornar a la rutina, y según de cómo resulte el panorama en este lugar, podría haber nuevas decisiones para el resto del continente.

Particularmente, Austria permitirá la apertura de tiendas de menos de 4,300 pies cuadrados, pero solo con un cliente a la vez por cada 215 pies cuadrados. Y las tiendas solo estarán abiertas entre las 7:40 a.m. y las 7:00 p.m. La violación de estas reglas podría resultar en una multa de hasta $ 4,500.

Así mismo, también se permitirá la apertura de tiendas de gasolineras, lavaderos de autos y talleres de reparación de bicicletas. Según estiman, llegado el mes de mayo, la flexibilidad regirá para peluqueros y salones cosméticos. En tanto, los restaurantes, deberán esperar al menos hasta mediados de mayo para confirmar si su apertura es una medida positiva.

Autoridades de Nueva Zelanda recortarán sus sueldos durante seis meses: los fondos serán destinados a la lucha contra el Covid-19

Nueva Zelanda ha sorprendido positivamente en cuanto a la gestión que el gobierno ha hecho -y continúa haciendo- para afrontar la pandemia. De hecho es uno de los países ejemplares en cuanto a medidas y resultados de prevención y acatamiento.

Ahora, resurge su impronta a partir de una medida anunciada por la primera ministra de Nueza Zelanda, Jacinda Ardern: afirmó, ni más ni menos, que tanto ella como su equipo de trabajo redujeron un 20% sus sueldos para aportar el dinero restante a un fondo común de lucha contra el coronavirus.

Eso no es todo, esta medida no será solo por este mes, sino que se extenderá en un plazo de los próximos 6 meses. Así, Nueva Zelanda parece imitar la iniciativa que también se ha adherido en Uruguay, bajando el sueldo de sus funcionarios para destinarlos a un fondo de crisis del coronavirus. Continuar leyendo…

¡Valora esto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *