Conoce la nueva vida de Mara, la elefanta que vivió 50 años cautiva y ahora disfruta de su libertad en un santuario de Brasil

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

La elefanta Mara cumplió ayer, miércoles 20 de mayo, su primera semana en el Santuario de Elefantes de Brasil, situado en el Mato Grosso. Allí fue trasladada luego de haber permanecido durante muchos años en el Ecoparque de la ciudad de Buenos Aires.

Para su traslado se montó un inédito operativo, considerando además las particularidades de un contexto de pandemia de coronavirus en donde los pasos fronterizos de Argentina se encuentran cerrados.

Según han indicado desde el Santuario, durante estos siete días Mara ya logró hacerse una mejor amiga, protegió con tierra su piel deteriorada por el cautiverio y dio sus primeros pasos sobre el césped.

Sin dudas, un gran avance para esta especie que debió cumplir una ‘cuarentena’ obligatoria contra su voluntad y recién ahora puede disfrutar de un entorno natural agradable para su desarrollo.

Todos nosotros, el equipo del Santuario de Elefantes de Brasil, estamos comprometidos a proporcionar la mejor vida posible a los elefantes bajo nuestro cuidado, y nos gustaría que nuestros esfuerzos ganen la confianza y el apoyo de las personas que, como nosotros, quieren hacer una diferencia en La vida de cada uno de ellos.

Santuario de Elefantes de Brasil

Una vida de cautiverio

Mara nació en cautiverio a fines de la década de 1960, en la India, y fue vendida al zoológico de Tiepark Hagenbeck de Hamburgo (Alemania). En 1970, la adquirió Ramón Tejedor, que la llevó a Montevideo (Uruguay) para explotarla en el Circo África.

Un año después fue vendida al Circo Sudamericano y llevada a Argentina. Pasó por varios circos hasta llegar al Rodas en 1980. En 1995, por la quiebra de ese circo, Mara terminó en el ex zoológico de Buenos Aires.

Traslado inédito

Mara empezó su travesía hacia la libertad el sábado 9 de mayo por la tarde, cuando ingresó voluntariamente a la caja de traslado. La caja fue prestada por el Santuario de Elefantes, pesa 5.750 kilos y tiene 5 metros de largo, 2 de ancho y más de 3 metros de altura.

Ver esta publicación en Instagram

Elefantes são animais emocionalmente sensíveis. Imaginamos que, para Mara ter que dizer adeus ontem a seus antigos tratadores, não tenha sido fácil. Devido à pandemia, as equipes, tanto argentina como a brasileira, que acompanham Mara, foram reduzidas por motivos de segurança. Assim, seus antigos tratadores não puderam participar de todo o trajeto de sua transferência ao Brasil. Mas hoje é um novo dia para Marita. A noite de descanso foi revigorante e ela pode experimentar novas guloseimas, pela primeira vez, que adorou: beterrabas, goiabas e abóbora! A caravana já está na estrada, e a cada momento Mara está mais perto do Santuário, de sua nova família e de uma nova chance de ser um elefante novamente. Somos gratos pelo comprometimento do Governo de @buenosaires e da equipe do @ecoparqueba por todo o trabalho realizado com o objetivo de transformar a vida de Mara. #vemmara #amanadavaicrescer #soudamanada #MARAvilhosa

Una publicación compartida por Santuário de Elefantes Brasil (@elefantesbrasil) el

Con una gran grúa, la retiraron del recinto y la subieron a un camión. Un sistema de ventanas permitió monitorear a Mara permanentemente. Cada 3 horas se realizó una parada para verificar su estado, alimentarla y darle agua.

Viajó acompañada por personal del Ecoparque y seis choferes. En la frontera de Brasil fue recibida por el equipo del santuario y, tras subir la caja de traslado a otro camión, continuó viaje.

Scott Blais, fundador y director del único santuario de elefantes de América del Sur, el Global Sanctuary for Elephants, situado en el estado brasileño de Mato Grosso, estuvo a cargo de diseñar el operativo de traslado junto con las autoridades porteñas y los directivos del Ecoparque y, aunque era optimista sobre el futuro de Mara en Brasil, reconoció conmovido: Nunca sabemos en realidad qué anticipar, cada elefante es diferente y así como algunos quieren interactuar enseguida, otros prefieren ir tomando confianza de a poco… Con Mara no sabíamos qué esperar y lo que ocurrió fue impresionante“.

De esta manera, Mara recorrió 2700 kilómetros hasta llegar al Santuario de Elefantes de Mato Grosso (Brasil), donde luego de 54 años vivirá libre de cualquier explotación, el resto de su vida.

Si quieres conocer más sobre lo que sucede en el mundo, ¡Síguenos en Instagram!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...

Mujeres aborígenes en Australia crean una nueva aplicación de Mindfulness en su propio lenguaje

Las mujeres aborígenes del Consejo de Mujeres NPY de Australia Central se han asociado con Smiling Mind para crear una aplicación que ofrezca meditaciones en su propio lenguaje, con el fin de ayudar a mejorar la salud mental en las comunidades indígenas.

Smiling Mind, que ofrece programas de meditación sin fines de lucro, ha ayudado a registrar las meditaciones, canciones y ejercicios de respiración en los idiomas Kriol, Ngaanyatjarra y Pitjantjiatjara.

Los programas utilizan el conocimiento de ngangkari (curanderos tradicionales) y psicólogos y educadores occidentales para desarrollar el programa de salud mental.

A woman sits in long grass with her eyes closed.

“La investigación muestra que los programas basados ​​en la atención plena pueden mejorar significativamente la salud mental y reducir el riesgo de autolesiones en personas no aborígenes, sin embargo, hasta la fecha no ha habido programas disponibles que se adapten al idioma y la cultura de los australianos indígenas”, afirmó Angela Lynch, gerente del programa de NPY.

La nueva aplicación es parte del proyecto Uti Kulintjaku del Consejo, que significa “pensar y comprender con claridad”, que comenzó en 2012 para mejorar la educación sobre salud mental y bienestar.

“El programa explora el lenguaje y los conceptos culturales que rodean la salud mental y el bienestar como un medio para abordar los problemas de salud actuales que enfrenta Anangu”, dice Angela.

A woman holding an iPhone sits in long grass in central Australia with her eyes closed and headphones plugged in, meditating.

La directora ejecutiva, Addie Wootten, dijo que la colaboración con el Consejo de Mujeres de NPY había sido fluida e inspiradora.

“Estamos muy orgullosos de haber trabajado con un grupo tan increíble de ngangkari y mujeres mayores para proporcionar estos recursos en sus idiomas. Estos recursos ayudarán a muchas comunidades a cuidar proactivamente su salud mental y bienestar”, afirmó Wooden.

Los programas de meditación han demostrado ser muy populares: ya se han descargado miles de veces, y la aplicación se está probando actualmente en escuelas remotas de Australia Central.

“Seguinos en Instagram para conocer más historias como esta”

View this post on Instagram

Everest a la vista! 🙏🏻♥️

A post shared by Intriper (@intriper) on

Blue Mountains, una de las bellezas naturales más asombrosas de Australia

The Blue Mountains, NSW – Find Accommodation, Restaurants & Walks

En Nueva Gales del Sur, Australia, y a tan solo 100 kilómetros de la ciudad de Sídney, se encuentra el Parque Nacional Blue Mountainsconsiderado Patrimonio de la Humanidad desde el año 2000.

Visitar las Blue Mountains desde Sydney se ha convertido en una obligación para los millones de turistas que visitan la ciudad australiana, y en uno de los destinos más elegidos para hacer una escapada de fin de semana.

Este increíble rincón australiano se volvió muy popular por sus espectaculares paisajes naturales con increíbles acantilados, bosques de eucaliptos y cataratas.

Continuar leyendo…

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reproducir vídeo
TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO