Diego, la tortuga que tuvo tanto sexo que salvó a su especie en las Islas Galápagos, se retira

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Diego, la tortuga, que tuvo tanto sexo que ayudó a salvar a toda su especie de la extinción, ahora finalmente puede retirarse del programa de cría del que formó parte.

La tortuga, que tiene más de 100 años, fue una de las 15 tortugas (12 hembras y tres machos) en el programa de cría en cautividad en el Centro de Tortugas Fausto Llerena en la isla de Santa Cruz.

A pesar de su vejez, Diego no tuvo problemas para aparearse: se cree que hasta el 40% de la población actual de tortugas en la Isla Española, parte de las Islas Galápagos, son descendientes de la tortuga.

diego the tortoise

Ahora, gracias a su contribución, el Parque Nacional Galápagos ha anunciado el final del programa de reproducción, diciendo que una evaluación mostró que había cumplido sus objetivos de conservación.

Ayudó a aumentar la población de tortugas de 15 a 2,000.

Diego llegó a las Islas en 1976 desde el zoológico de San Diego (de ahí su nombre). Pesa unos 80 kilos y puede medir hasta 1,50 metros de alto si llega a estirar bien las patas y, especialmente, su cuello.

diego the tortoise

Hace ya casi cinco décadas, en el sur de Las Galápagos, a unos 900 km de la costa de Ecuador, se hallaron solamente dos machos y doce hembras de esa especie, para entonces los últimos sobrevivientes nativos del lugar. Hace 50 años, quedaban solo 2 machos y 12 hembras.

Al haber tan pocos ejemplares, se inició una campaña internacional y se logró localizar a Diego en el zoológico de California.

Diego fue reubicado en un centro de reproducción en la isla Santa Cruz, una de las Galápagos, y se mostró como el “dominante” entre los tres seleccionados para recuperar a su especie.

Los científicos no sabían cuánto había contribuido cada tortuga con la repoblación hasta que hace seis años un análisis genético mostró que Diego era el padre del 40% de las crías y ahora la especie ya no está en peligro.

“Seguinos en Instagram para conocer más historias como esta”

View this post on Instagram

Buenísimoooo

A post shared by Intriper (@intriper) on

México: Por la marea roja encuentran alrededor de 300 tortugas muertas en las playas de Oaxaca

Autoridades del estado de Oaxaca, al sur de México, descubrieron la existencia de alrededor de 300 tortugas muertas sobre sus playas.

Se trata de la identificación de 292 ejemplares que habrían fallecido por consecuencia de la ‘marea roja’ según ha indicado la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa). Esta entidad había mencionado que, durante los últimos días del 2019, el fenómeno de la marea roja había llegado a las costas de Oaxaca.

No obstante, quienes se han encontrado con este escenario en Oaxaca, han podido rescatar al menos a 27 ejemplares vivos, las cuales han sido trasladados al Centro Mexicano de la Tortuga, para una pronta recuperación. Una vez que se encuentren listas, serán nuevamente liberadas.

Continuar leyendo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...
JOE KLAMAR/AFP/Getty Images

Estudiantes universitarios de la Universidad de Viena están utilizando una iglesia del siglo XIX como salón de clases

En la Universidad de Viena, algunos estudiantes no van a la biblioteca. En cambio, toman su computadora portátil para estudiar en la Votivkirche, o Iglesia Votiva del siglo XIX, en Viena, Austria.

Allí, los estudiantes estudian mientras la luz del sol fluye a través de las vidrieras. Se sientan en bancos y sintonizan conferencias en línea. Los compañeros de clase discuten temas en un contexto de estilo neogótico.

JOE KLAMAR/AFP/Getty Images

Universidad de Viena
JOE KLAMAR/AFP/Getty Images

Con las precauciones establecidas, muchas universidades austriacas han decidido dar la bienvenida a los estudiantes al campus. Pero la Universidad de Austria necesitaba encontrar más espacio para que sus casi 90.000 estudiantes estudiaran, por lo que alquiló una iglesia.

Desde la oración hasta la tarea de psicología, la Iglesia Votiva en Viena ahora da la bienvenida a los feligreses y estudiantes a su espacioso edificio.

JOE KLAMAR/AFP/Getty Images Universidad de Viena
JOE KLAMAR/AFP/Getty Images

La Universidad de Viena, que inició su trimestre de invierno el 1 de octubre, le ofrece a sus estudiantes acceso a Wi-Fi para completar tareas y conferencias en línea desde el interior de la iglesia.

Su plan de reapertura incluía clases presenciales y en línea; sin embargo, las clases presenciales tendrían una capacidad limitada y se priorizaría a los estudiantes de primer año, según el sitio web de la universidad. Dentro de las salas de conferencias, se marcarán los asientos donde los estudiantes pueden y no pueden sentarse.

JOE KLAMAR/AFP/Getty Images
JOE KLAMAR/AFP/Getty Images

Los estudiantes universitarios ahora tienen acceso a la iglesia de 9 a.m. a 6 p.m. todos los días de la semana. Según Vienna ORF, una emisora ​​austriaca, decenas de estudiantes utilizan el espacio todos los días.

Según la ORF de Viena, la universidad alquila la iglesia hasta octubre. Dependiendo de su éxito, la universidad seguirá alquilando la iglesia.

JOE KLAMAR/AFP/Getty Images
JOE KLAMAR/AFP/Getty Images

En este momento, Austria tiene poco más de 56.000 casos confirmados de coronavirus, según el panel COVID-19 de Johns Hopkins.

Dado que las escuelas de toda Europa dan la bienvenida a los estudiantes, el aula se ve ligeramente diferente. Algunas escuelas han trasladado las clases al exterior, mientras que otras han cambiado a una plataforma virtual.

¿Una iglesia con Wi-Fi?

JOE KLAMAR/AFP/Getty Images
JOE KLAMAR/AFP/Getty Images

La iglesia, que data del siglo XIX, inicialmente no tenía Wi-Fi, por lo que la universidad ayudó a conectarla al sistema de fibra óptica de la escuela.

Además de agregar Wi-Fi, la universidad también instaló estaciones de desinfectante de manos y un baño portátil para los estudiantes.

En el corazón de Austria, turistas y lugareños pasean por la ciudad y exploran edificios emblemáticos. Una parada común es la Iglesia Votiva, que es la segunda iglesia más grande de la ciudad. Está abierta al público cuando no está siendo utilizada por los estudiantes.

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO