El bisonte americano regresa al norte de México después de 100 años

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Tuvieron que pasar cien años para que el bisonte americano volviera a su hábitat natural en las tierras de Coahuila, México.

Con el objetivo de restaurar el ecosistema, 19 ejemplares adultos fueron introducidos en la zona de protección de flora y fauna de Maderas del Carmen, un área privada de más de 140 mil hectáreas al norte de Coahuila, que son una continuación del Big Bend National Park en Texas.

Bisontes americanos vuelven a pisar Coahuila tr...

Hace un siglo, este gran mamífero habitaba también Sonora, Chihuahua, Coahuila, Nuevo León y Durango. Sin embargo, su hábitat se redujo considerablemente ya que los pastizales se convirtieron en ranchos y haciendas.

Y no sólo eso: la caza furtiva constante desde el siglo XVII también hizo que el número de bisontes descendiera drásticamente, a tal punto que a comienzos del siglo XX ya quedaban menos de mil.

Sin dudas, la recuperación de su población es una pieza clave en la restauración del ecosistema de pastizales de la región norte del país, por lo que un grupo de 19 bisontes de esta manada fue introducido en el norte de Coahuila, en donde ya no habitaban desde hace un siglo.

`

Este es solo el primer paso de un esfuerzo que pretende, en los siguientes tres años, trasladar 60 bisontes Chihuahua a Coahuila, y con ello restaurar el ecosistema de la región.

El bisonte americano (también conocido como búfalo) es el mamífero terrestre más grande del continente, mide entre 3 y 4 metros de longitud, y puede llegar a pesar entre 200 y 950 kilogramos.

Estos animales son un elemento clave del ecosistema pues al alimentarse de pastizales evitan que los incendios se propaguen y a la vez promueven la diversidad de flora que beneficia a otras especies.

“Seguinos en Instagram para conocer más historias como esta”

Por primera vez en casi 100 años avistan un lobo gris que se creía extinto en Francia

Buenas noticias: un lobo gris fue visto y fotografiado en Normandía, cerca de la costa del Canal de Francia, por primera vez en 100 años, según informó The Telegraph.

El ejemplar fue captado a principios de abril y las imágenes fueron enviadas a la Oficina Francesa de Biodiversidad donde constataron que se trataría de un lobo gris (Canis lupus lupus), conocido también como ‘lobo europeo’.

La pandemia del coronavirus ha provocado que millones de personas permanezcan en sus casas, lo que ha permitido que algunos animales se aventuren un poco más en territorios que antes no lo hacían, este sería uno de los motivos que habría ocasionado el avistamiento del lobo.

Continuar leyendo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...
Tortugas marinas bebés

Tortugas marinas bebés van al mar por primera vez en las playas de Bali

Más de diez mil tortugas bebés fueron liberadas en el mar de la isla de Bali, Indonesia. El hecho se encuentra dentro de los intentos conservacionistas para aumentar la población de una especie vulnerable y, también, para promover la protección del medio ambiente.

Las tortugas llegaron a la playa de Gianyar, Bali, gracias a diferentes grupos ambientalistas que las trasladaron en cajas. Para liberarlas, se contó con la ayuda de gente local y voluntarios que se alinearon en la arena para poder hacerlo al mismo tiempo.

tortugas

Las pequeñas tortugas, con tan solo unos centímetros de largo, reptaban sobre la arena hasta acercarse al agua, según informa Reuters.

Una de las voluntarias, Jessica Lieberman declaró que “Es realmente emocionante ver que todas estas tortugas son liberadas en la naturaleza”. Además, expresó su deseo de que sobrevivan.

Tortugas marinas, especie vulnerable

Las Olive Ridley son consideradas vulnerables, aunque se encuentren entre las tortugas marinas más abundantes, porque son pocos los lugares donde anidan.

Como adultas pesan entre 34 y 50 kilogramos, y deben crecer hasta 60 o 70 centímetros de largo.

tortugas

En los últimos años, la población de tortugas marina disminuyó debido a la caza, la captura en artes de pesca, la pérdida de sitios de anidación y la sobreexplotación de sus huevos.

Flavianus Erwin Putranto es uno de los voluntarios de conservación y dijo que si bien los huevos aparecen en menos lugares en Bali que antes, los programas para su protección tienen éxito. Todavía pueden recolectarlos para salvarlos. Esto les permite incubarlas y liberarlas, tal como hicieron esta vez.

Importancia y amenazas

Las tortugas marinas son una conexión fundamental con los ecosistemas marinos ya que ayudan a mantener la salud de los lechos de pastos marinos y los arrecifes. Representan a un grupo de reptiles que se encuentran en nuestro planeta desde 100 millos de años.

Además, tienen la capacidad de compensar las altas tasas de mortalidad ya que pueden poner más de 150 huevos por nido y anidar varias veces en cada estación.

Según la ONG WWF, entre las principales amenazas que enfrenta esta especie se encuentran las siguientes:

  • Caza furtiva y consumo directo: sus huevos son considerados afrodisíacos en algunos países, por lo que su casa y recolección para consumo es una de las causas de la reducción de sus poblaciones.
  • Pesca incidental: miles de ellas quedan atrapadas en plumas de arrastre, anzuelos de los palangres y en redes de pesca que les impiden llegar a la superficie para respirar.
  • Comercio ilegal: la demanda de caparazones como de productos fabricados con cuero de tortugas incrementan la amenaza.
  • Cambio Climático: teniendo en cuenta que la determinación del sexo depende de la temperatura, el calentamiento global y cambio de temperatura incrementa el riesgo de una inestabilidad en la composición de las poblaciones.
  • Basura y contaminación marinas: pueden confundir objetos de plástico que se encuentran en el mar con alimento y se asfixian intentando comerlos. Además, la basura en las playas puede atrapar a las crías y evitar que lleguen al mar.
  • Urbanización costera y pérdida de hábitats para anidar y buscar alimentación: las luces del tráfico y edificios atraen a las crías y las desorientan. Además, el tránsito en proyectos de restauración de playas destruye áreas de alimentación cercanas a la orilla y las playas donde estas tortugas anidan.

¡Seguinos en Instagram para más historias como esta!

View this post on Instagram

Excelenteee ♥️🙏🏻

A post shared by Intriper (@intriper) on

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Reproducir vídeo
TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO