Una ciudad de El Salvador utiliza voluntarios con hula-hula para promover el distanciamiento social

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Promover el distanciamiento social entre las personas no ha sido tarea sencilla. Como toda práctica y/o hábito al que no estamos acostumbrados, autoridades y municipios de todas partes del mundo se han visto obligados a experimentar las más diversas campañas para generar consciencia en la población de la importancia de cumplir con los protocolos de seguridad e higine.

En Reino Unido se propusieron marcar los parques públicos para “obligar” a los residentes a cumplir con la distancia. En Polonia, los fanáticos interesados en asistir a un evento deportivo recurrieron a grúas para respetar el distanciamiento; en Suecia, por otro lado, contrataron a caballeros antiguos para que recorran las calles haciendo cumplir a los habitantes con la distancia.

Por su parte, curiosamente, la localidad salvadoreña de Santa Tecla ha implementado un método muy particular para promover el distanciamiento social entre sus ciudadanos y evitar el aumento de contagios de COVID-19, ya que hasta el momento se trata del municipio con el mayor número de casos del departamento de La Libertad (centro).

Juan Carlos Gutiérrez, quien se identificó como un agente de cambio, explicó durante la jornada del martes a la agencia de noticias Efe que la iniciativa tomada consiste en que cada voluntario porta en su cuerpo una rueda ‘hula-hula’ elaborada de PVC (cloruro de polivinilo) y de aproximadamente 2 metros de ancho.

Una ciudad de El Salvador utiliza voluntarios con hula-hula para promover el distanciamiento social
Una ciudad de El Salvador utiliza voluntarios con hula-hula para promover el distanciamiento social

La intención es que cada portador de hula-hula se pasee por los puntos de mayor concentración “para separar a las personas”. Gutiérrez manifestó al respecto: “El objetivo es separar a las personas que están en grupo y sin aplicar el distanciamiento social (…) buscamos hacer conciencia para que la gente guarde la distancia física de dos metros en las paradas (de autobuses) y en otros lugares“.

De esta manera, la Alcaldía Municipal de Santa Tecla ha implementado dicha acción desde el pasado lunes, con 12 “agentes de cambio” que han sido desplegados en el centro del municipio. Así mismo, también tienen la responsabilidad de otorgar mascarillas y alcohol en gel a las personas que lo necesiten.

Hasta el momento, El Salvador suma un total de 26.511 casos positivos, de los que 9.284 se encuentran activos, 765 personas han fallecido y 16.462 salvadoreños han sido dados de alta.

Si quieres conocer más curiosidades como esta o sobre lo que sucede en el mundo, ¡síguenos en Instagram!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...
Stunning Timelapse Shows Bioluminescent Waves Along Coast || Dogtooth Media

[Video] Este timelapse muestra olas azul eléctrico iluminando una playa australiana

Un video muestra una increíble secuencia de imágenes de olas azules fluorescentes “fuera de este mundo” que se estrellan contra la costa debido a un fenómeno natural poco común.

Fotos asombrosas muestran las olas azules brillantes, causadas por la bioluminiscencia, mientras iluminan el mar nocturno.

Las olas se pudieron ver rompiendo en Spikey Beach en Tasmania, Australia, el 22 de octubre aproximadamente a las 9 p.m.

Afortunadamente, un fotógrafo aficionado estaba disponible para captar todo con la cámara.

Fergus Gregory escuchó que el espectáculo de luz natural se estaba llevando a cabo a solo 10 minutos de donde él vive en Swansea y no podía perdérselo.

Dogtooth Media

Mientras se acercaba a la costa, el hombre de 39 años vio las olas rompiendo sobre la playa y vio el efecto azul brillante e irreal por primera vez.

Fergus, hipnotizado, lo observó durante tres horas y media.

La espectacular escena es causada por organismos unicelulares (llamados dinoflagelados, quédate conmigo), que brillan en azul cuando han sido perturbados.

No queriendo perderse ninguna parte de la escena que se extendía ante él, Fergus fue hasta la cima de algunos acantilados cercanos, capturando hasta dónde se extendían las algas por la costa.

Los parpadeos de los organismos azul eléctrico se podían ver a kilómetros de distancia contra el mar oscuro.

Fergus dijo: “Realmente fue una experiencia fuera de este mundo. Tan pronto como me detuve en el auto, pude ver el océano brillando”.

“Verdaderamente es una experiencia mágica para ver con tus propios ojos. Las olas tenían solo un metro de altura pero emitían una luz tan brillante.

“He visto la bioluminiscencia antes, pero nunca me cansaré de ver cómo las olas azul eléctrico chocan contra la playa. Tan pronto como escuché que estaba sucediendo, tuve que subirme al auto e ir a verlo”.

“Solo esperaba que todavía hubiera algo de brillo azul y ciertamente no me decepcionó cuando llegué. Incluso después de tres horas y media no quería irme”.

“Actualmente estoy entre trabajos, así que me ha dado tiempo para aventurarme y hacer más fotografías, lo que funcionó bien esta noche”.

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO