El Valle de la Muerte, en California, registró la temperatura más alta de los últimos 100 años

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

En el Valle de la Muerte se registró durante el fin de semana una temperatura de 54,4° Celsius.

El Valle de la Muerte, o Death Valley, se encuentra en el desierto de Mojave, al sur de California, y es uno de los lugares más calurosos del mundo. De hecho, posee el récord por tener la temperatura más alta registrada en el planeta Tierra con 56,7° Celsius, el 10 de julio de 1913.

Las altas temperaturas del fin de semana del 15 y 16 de agosto fueron registradas a las 15:41 del domingo 16, en Furnace Creek. Las mismas se dan en medio de una ola de calor que está golpeando a toda la región y, además, se espera que continúen aumentando a lo largo de la semana.

Según retwitteó el Servicio Meteorológico Nacional de Estados Unidos en su cuenta de Twitter, en caso de que se verifique la temperatura registrada “será la temperatura más alta registrada desde Julio de 1913”.

Sin tener en cuenta la temperatura de este fin de semana, la segunda más alta registrada hasta el momento era de 53,8° Celsius, también en el Valle de la Muerte.

Si bien la primera es de 56,7°, hay investigadores que no consideran que esa información sea correcta. En 2016, Christopher Burt, un investigador de meteorología, realizó un análisis según el cual las otras temperaturas que se registraron en la zona en 1913 no dan sustento a la que se registra en el Valle de la Muerte en ese año.

Por otro lado, hay un registro de 1931 con una temperatura de 55° en Túnez, pero según Burt estos registros tienen “serios problemas de credibilidad”.

Consecuencias de las altas temperaturas

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, las olas de calor han llegado a matar a un número de personas, en promedio, mayor a cualquier otro evento climático.

Estas fuertes temperaturas tienen efectos inmediatos en el cuerpo de las personas, como calambres, deshidratación y golpes de calor que pueden llegar a ser fatales.

Valle de la muerte, altas temperaturas

Además. en caso de tener problemas de salud preexistentes, como enfermedades de tipo respiratorias o coronarias, una ola de calor puede complicar aún más esa situación, según afirma la OMS.

Es importante tener en cuenta que las olas de calor no solo afectan directamente a las personas, sino que también generan problemas de infraestructuras, en agricultura y en redes eléctricas ya que generan sobrecalentamiento. En relación a esto último, el fin de semana del 15 y 16 de agosto causaron dos días de apagones eléctricos en California, debido a la falla en una planta de energía.

¡Seguinos en Instagram para más historias como esta!

View this post on Instagram

¿Conocen? 🇨🇱 #chile #viajes #travel

A post shared by Intriper (@intriper) on

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...
El hielo del Ártico todavía no se congeló y es la primera vez que sucede desde que hay registros

El hielo del Ártico todavía no se congeló y es la primera vez que sucede desde que hay registros

Es preocupante. Por lo general, para esta altura de Octubre ya suele haber formada una capa de hielo en el Océano Ártico. Sin embargo, este año y por primera vez desde que consta en registros el agua del mismo no se congeló.

El retraso en el congelamiento del océano está relacionado con las cálidas temperaturas que se prolongaron en el norte de Rusia y con la intrusión de agua proveniente del Atlántico, según informó el sitio de noticias The Guardian. Los científicos por su parte advierten que esto puede generar posibles efectos colaterales en toda la región polar. “La falta de congelamiento tan avanzado el otoño no tiene precedentes en la región del Ártico siberiano“, aseguró Zachary Labe, un investigador de posdoctorado de la Universidad Estatal de Colorado. Y afirmó que esto está relacionado con el impacto del cambio climático y, por su puesto, la contribución de las personas en eso.

El hielo del Ártico todavía no se congeló y es la primera vez que sucede desde que hay registros

Labe explicó que si no se reducen de manera sistemática los gases del efecto invernadero, lo más probable es que seamos testigos del primer verano “libre de hielo” para mediados del siglo XXI. De acuerdo a un estudio publicado en Julio de este año por World Weather Attribution, este año la ola de calor siberiana se volvió al menos unas 600 veces más probable por por las consecuencias que generan las personas en el cambio climático. Además, gran parte del hielo de Ártico está desapareciendo, lo que hace que las capas que quedan por temporadas sean más delgadas. Según Walt Meier, investigador de National Snow & Ice Data Center de Estados Unidos, en términos de porcentajes, el grosor de la capa de hielo es la mitad de lo que era en 1980.

El hielo del Ártico todavía no se congeló y es la primera vez que sucede desde que hay registros

Según fue informado, la temperatura de los océanos en el área del Mar de Láptev aumentó 5 grados centígrados más que el promedio. Además, este aumento fue seguido por una ola de calor que rompió récords junto al declive de hielo del mar en el último invierno.

Para más noticias como esta ¡síguenos en Instagram!

View this post on Instagram

No falta tanto. Y no hay planeta B #actintime

A post shared by Intriper (@intriper) on

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO