Un estudio reveló que la sexta extinción súper masiva ya está en marcha

eelco-bohtlingk-aXUm2T0ZYt0-unsplash
Redactora
¡Valora esto!

Un estudio realizado por un equipo de biólogos de la Universidad de Hawái en Mānoa y del Museo Nacional de Historia Natural de París reveló que la sexta extinción súper masiva de la biodiversidad mundial ya está ocurriendo y las actividades humanas son las principales responsables de que este preocupante fenómeno esté ocurriendo.

Un estudio reveló que la sexta extinción súper masiva ya está en marcha
Debido a la continua y potencial pérdida de su hábitat, el hielo marino, como resultado del cambio climático, a partir de mayo de 2008, el oso polar fue considerado como especie amenazada en Estados Unidos, según la Ley de Especies en Peligro de Extinción.

Según el estudio, publicado en Biological Rewies, desde el año 1500 la Tierra podría haber perdido entre el 7,5 y el 13% de los 2.000.000 millones de especies conocidas en el planeta, lo que supone la exorbitante cifra de entre 150.000 a 260.000 especies.

Asimismo, el estudio señala que muchos de los esfuerzos de los conservacionistas,-incluso en la Lista Roja de Especies Amenazadas de la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN)-, tienen un claro sesgo hacia los animales vertebrados en los debates sobre la pérdida de biodiversidad, centrándose mayoritariamente en las aves, los mamíferos y en los anfibios, “y no en el abrumador declive de las criaturas invertebradas”.

De lo que no existe evidencia es de que esta crisis esté afectando a los océanos en la misma medida que a la superficie terrestre.

image sexta extinción sandy millar uwnkpSgADTg unsplash
La gran familia de los Rhinocerotidae lleva en el planeta Tierra cerca de 34 millones de años pero, en la actualidad, sus últimos representantes están luchando por medrar tras décadas de furtivismo y comercio ilegal que han mermado su población hasta límites que rozan prácticamente la extinción.

«Efectivamente, estamos presenciando el inicio de la Sexta Extinción Masiva en la historia de la Tierra», aseguró Robert Cowie, autor principal del estudio y profesor de investigación en UH Manoa Pacific Biosciences.

«Los humanos son la única especie capaz de manipular la biosfera a gran escala. No somos una especie más que evoluciona frente a las influencias externas. Por el contrario, somos la única especie que tiene una elección consciente con respecto a nuestro futuro y el de la biodiversidad de la Tierra», recordó.

Robert Cowie no dudó en apuntar a los responsables de que no se ponga freno o solución a la sexta extinción masiva del planeta Tierra: «A pesar de la retórica sobre la gravedad de la crisis, y aunque existen soluciones correctivas y se les señala a los tomadores de decisiones, está claro que falta voluntad política».

image sexta extinción s n pattenden eGNC3j6FGus unsplash
El grave estado en el que se encuentran la población de algunas especies de abejas depende en parte de la acción humana. Hay diferentes acciones concretas que el hombre podría tomar para evitar su desaparición. Por ejemplo, no matarlas indiscriminadamente, no usar pesticidas, llevar a cabo medidas para preservar y restaurar sus hábitats naturales o impulsar la agricultura ecológica. Con prácticas tan simples como estas, podríamos revertir las condiciones que han llevado a las abejas a estar en peligro de extinción.

«Negar la crisis, aceptarla sin reaccionar o incluso alentarla constituye una derogación de la responsabilidad común de la humanidad y allana el camino para que la Tierra continúe en su triste trayectoria hacia la Sexta Extinción Masiva», advirtió.

«Las tasas de extinción de especies que aumentaron drásticamente y la disminución de la abundancia de muchas poblaciones de animales y plantas están bien documentadas, pero algunos niegan que estos fenómenos equivalgan a una extinción masiva», explicó Cowie.

Para desviar la crisis, numerosas estrategias de conservación han tenido éxito para ciertos animales, sin embargo, estas iniciativas no pueden cubrir todas las especies y no pueden revertir la tendencia general de extinción de especies. Sin embargo, sigue siendo esencial continuar con los esfuerzos de conservación, continuar mejorando el cuidado humano de la naturaleza y documentar la biodiversidad antes de que se extinga.

¡Valora esto!

Un comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.