Hombre le construyó una isla a su exnovia en un intento fallido para reconquistarla

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Un hombre construyó a su exnovia una isla entera en un gran gesto romántico por recuperarla, solo para que ella lo volviera a rechazar.

La isla privada fue construida por un hombre de 30 años conocido solo por su apellido Xu, quien usó todos sus ahorros para el extravagante truco.

Si bien el gesto no logró recuperar el corazón de su ex novia, ahora se ha convertido en un imán para otras parejas que buscan un lugar romántico para reunirse, ya que ahora se ha convertido en una atracción turística popular en el pueblo de Hetou, ciudad de Yingde, en la provincia del sur de China de Guangdong.

construyó una isla

La pareja terminó después de que Xu se mudara al campo en su ciudad natal para cuidar a sus padres ancianos, mientras su novia se quedaba en la ciudad.

Pero el desconsolado Xu no estaba listo para que eso fuera el final, y gastó más de cien mil yuanes (15, 000 dólares) en el cambio de imagen de una pequeña isla desierta, contratando a un equipo para construir un puente de arco que conduce al lugar romántico.

La isla, que cubre un área de solo 20-30 metros cuadrados, está completamente cubierta de vegetación rosa, incluida la hierba rosada y los melocotoneros y cerezos en flor, que son un símbolo del amor en la cultura china.

construyó una isla

También tiene un columpio en el medio de la isla, junto con un camino que está pavimentado con piedras en forma de corazón.

Después de comenzar el proyecto en diciembre, Xu completó la isla en enero.

Se dijo que su ex novia estaba conmovida por el hermoso gesto, pero finalmente se negó a volver con él.

Ella dijo: “Gracias por tu sincera dedicación. Encontrarás a alguien mejor que yo”.

construyó una isla

Xu se ve a sí mismo como una persona tímida e introvertida que a menudo lucha por expresar sus sentimientos, lo que significa que intentará mostrar su amor a través de acciones en lugar de palabras.

Dijo: “Soy Piscis, así que soy una persona romántica”.

Su ex puede haberlo rechazado, pero Xu no se arrepiente de lo que hizo.

A pesar de que la isla fracasó en su propósito original, ha logrado convertirse en un lugar romántico popular para otras parejas, que la han estado utilizando para propuestas de matrimonio e incluso sesiones de fotos de bodas.

Además, ahora Xu podrá presumir en su biografía de Tinder sobre cómo es dueño de su propia isla, lo que sin duda despertará un poco el interés.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO