Buzios: Guía práctica con las mejores playas, actividades y costos

buzios principal
Redactor

Para sudamericanos -y más precisamente para rioplatenses-, esta península de Brasil suele ser uno de los destinos predilectos para vacacionar: por la cantidad de playas que tiene, por las cortas distancias entre unas y otras, por la oferta gastronómica y de esparcimiento y por la fauna marina propia del lugar.

De hecho, las personas vuelven a elegir a Búzios aunque ya lo conozcan, y en esta guía Intriper, te develamos qué hace que éste, sea un destino recurrente y cómo volver a disfrutarlo cada vez.

Las 5 playas de Buzios más lindas

Praia da Foca

Si bien Praia da Foca forma parte de las 21 playas que integran la península de Búzios, se presenta como una playa tranquila por no estar llena de turistas. Para acceder a ella, no hay que salirse de la ciudad. Este mini oasis está a tan sólo veinte minutos a pie desde la Av. José Ribeiro Dantas. Simplemente hay que tomar las famosas Van que circulan por los principales puntos de Búzios, descender en el paraje de Praia do Forno (la playa más próxima desde Foca) y a partir de ahí el camino mismo te irá guiando.

image buzios praia da foca
La marea define los piletones que se arman en Praia Foca.

Lo importante es que el escenario de Praia da Foca es un mar azul intenso, donde la variación de la marea que sufre la playa modifica a cada hora el panorama. Así es como la marea baja deja pequeñas piscinas naturales; y a las horas, la violencia del mar abierto, choca con un estrecho paso entre rocas formando una cala de agua cristalina.

Foca es una gran piscina o una pequeña playa, ideal para tomar unos mates, nadar y estar en paz.

IMPORTANTE: Llevar refrigerio y para comer porque no tiene parador.

UBICACIÓN:

Praia da Tartaruga

Esta playa es la elegida por la mayoría de las familias porque sus aguas son más calentitas que las del resto de Búzios, y además, la marejada es muy suave.

image buzios tartaruga
Una de las playas más cálidas de Búzios es Tartaruga.

Sin olas, el mar es ideal para los niños y para quien gusta de nadar o bucear. Muy temprano se pueden ver los barcos saliendo para un día más de pesca.

Hace muchos años, aquí venían las tortugas marinas a desovar sus huevos, pero cambiaron de destino y ahora se las puede ver visitando la costa y nadando en ella.

Cuenta con paradores y la recomendación es terminar la tarde allí con un agua de coco o con una cerveza bien helada viendo el atardecer.

IMPORTANTE: Si estás parando en el centro de la ciudad u alrededores, siempre te conviene llegar a las playas caminando, porque además de disfrutar de las vistas que te dan las pendientes de las calles adoquinadas, te ahorrás el trajín de estacionar.

UBICACIÓN:

Praia Azeda y Azedinha

La playa de Azeda, de aguas tranquilas y transparentes, es accesible por una calle de adoquines y una escalinata de madera a partir de la playa dos Ossos.

image buzios azeda
Azeda y Azedinha: Dos playas contiguas que enamoran por su belleza.

En el lado derecho, un camino corto y fácil cerca de las piedras, lleva a la playa de Azedinha, tan pequeñita que puede ser explorada en 40 pasos. A las tortugas parece no importarles la pequeñez de la playa, siempre la visitan y nadan cerca de la costa, incluso, cuando hay mucha gente. Por favor, sé conciente de la importancia de respetar su espacio y no quieras agarrarlas o tocarlas.

Estas playas contiguas están incluidas entre las más bonitas de Brasil. Contornadas por paredones rocosos y vegetación abundante, Azeda y Azedinha se han convertido en Áreas de Protección Ambiental y todos los quioscos y bares han sido retirados de la arena. Hay solamente barcos improvisados que sirven bebidas y alquilan sillas y sombrillas.

IMPORTANTE: En verano y en feriados, la recomendación es llegar pronto ya que por la tarde el movimiento es grande y se hace difícil conseguir lugar en la pequeña franja de arena.

UBICACIÓN:

Praia Ferradura

Como su nombre lo indica, tiene forma de herradura, una playa de arenas doradas y aguas mansas y más frescas. Suele ser la elegida de las familias por su amplitud y por los adeptos a los deportes náuticos. Ferradura ofrece completa estructura de quioscos al lado izquierdo (en las cartas, las opciones van desde empanaditas de camarón y cazón en trocitos, hasta moqueca de abadejo con leche de coco y aceite de dendé).

image buzios ferradura
Ferradura es una de las playas intermedias en cuanto a longitud, pero una de las más indicadas para los deportes naúticos.

Las opciones de diversión garantizada vienen por el lado de los paseos en banana-boat, kayak y lancha; además hay escuelitas de vela y te rentan los equipos.

El lado derecho de la ensenada, en cambio, es más tranquilo y está rodeado por mansiones a la orilla del mar.

IMPORTANTE: Ir por la mañana porque se llena.

UBICACIÓN:

Praia João Fernandes

João Fernandes es una de las playas más populares de Búzios. Situada en el extremo noreste de la península de Búzios, frente a la Isla Blanca, es muy concurrida y apreciada por los visitantes por su hermosura y por la infraestructura que tiene.

image buzios joao
La João es reconocida como una de las vedettes de Búzios.

Con aproximadamente unos 800 metros de extensión, João Fernandes conforma un semicírculo de aguas tranquilas y tibias, ideales para realizar snorkel, buceo y kayak. La playa está dividida en dos partes por una formación rocosa muy fácil de atravesar.

Sobre la playa misma existen diversos bares y barracas con sabrosas comidas y refrescantes bebidas.

IMPORTANTE: Los vendedores ambulantes son una de las postales de esta playa, y ofrecen hermosas artesanías como así también comidas y productos autóctonos.

UBICACIÓN:

Los 5 lugares más instagrameables de Búzios

El callejón de Geribá

Los portales al mar, son una de las cosas más lindas del mundo, y en Búzios, hay varios de ellos. El más emblemático es el angosto camino entre murales coloridos que lleva a la playa de Geribá. ¡No dejes de tener tu pic ahí mismo!

image buzios callejon Gerib%C2%B4s

Monumento a Brigitte Bardot – Orla Bardot

La escultura de bronce de Brigitte Bardot realizada por la brasileña Christina Motta, se encuentra en el malecón paralelo a la Rua Das Pedras, mirando al mar. Cuando la famosa rubia llegó a Búzios, ya era conocida en el mundo y lo que no era conocido era el pueblo, apenas una aldea de pescadores adonde Brigitte llegó de la mano de su novio brasileño de entonces, Bob Zagury.

Como tocada por la varita mágica, la aldea se volvió un destino internacional que comenzó a convocar hacia sus espectaculares playas. Tener una foto con la madrina de la ciudad es casi una obligación.

image buzios brigitte bardot

Rua das Pedras

La Rua das Pedras cuenta con 600 metros de extensión y es el retrato del glamour del balneario. Reúne bares cool, restaurantes sofisticados, tiendas de marca, posadas, cafés, galerías de arte, heladerías, discos. El movimiento es constante de día y de noche. Una selfie allí da fe indiscutible de que estuviste en uno de los lugares más hermosos de Brasil.

image buzios rua das pedras

Ponta do Pai Vitorio

La Ponta do Pai Vitório es una importante formación geológica, que explica y sustenta el origen de la península de Búzios. Este terreno raro, con características únicas en la costa brasileña, tiene su correlación geológica sólo al otro lado del Atlántico, en África; más precisamente, en la costa de Angola.

Su nombre se debe a la leyenda del Padre Vitorio, un esclavo negro sobreviviente de un naufragio, que se conviertió en religioso y solía subir a la montaña para pedir por los navegantes y bendecir sus barcas.

Respetá las señales al subir por la cremallera y tomate una de las mejores selfies panorámicas de la bahía.

image buzios ponto vitorio

Porta a Praia Do Canto

Este sitio es como entrar a una casa, pero en vez de salir al patio, se sale al mar. Es realmente hermoso. La entrada está situada sobre la costanera de Armancao dos Búzios. ¡No dejés de registrar este portal tan pintoresco!

image buzios para praia do canto 1

Las 5 cosas que tenés que hacer en este viaje:

Conocer Praia Das Caravelas

Viniendo de Río de Janeiro hacia Búzios, a mano derecha, existe un camino de tierra en el lateral de un complejo privado. No te asustes que se puede pasar, ya que el camino es una servidumbre de paso que te llevará directo al paraíso. Praia Das Caravelas en una pequeña playa escondida a 10 kilómetros de Buzíos, dentro de un área de protección ambiental. No miento si te digo que vi por el camino, tanto puercoespines como osos perezosos.

image buzios caravelas
A unos 10 kilómetros de Búzios, se encuentra Das Caravelas.

Ideal para estar muy tranqui reposando, cuenta con un único parador. Precaución por favor con el mar, ya que es totalmente abierto y golpea bastante fuerte contra la costa.

Ir a la playa nudista Olho de Boi

Olho de Boi es una playa muy pequeña. Está protegida del mar abierto por un desfiladero de acantilados y es la famosa playa nudista de Búzios. Elegida por aquellos amantes de la vida naturista, presenta arenas blancas y su acceso resulta bastante dificultoso.

image buzios galeria olho de boi
En este caso, los amantes del nudismo estarán resguardados y disfrutarán de intimidad, ya que la playa es de difícil acceso.

Se llega a través de un camino que empieza en playa Brava. Es un camino largo en el que deberás subir y bajar del morro, sortear rocas y mezclarse con lo salvaje de su vegetación.

También se puede llegar en taxi acuático, a un mínimo costo, desde la playa Brava.

Bucear

Cerca del malecón, los mejores puntos para la práctica del buceo libre (snorkeling) son las costas rocosas de las playas de João Fernandes, João Fernandinho, del Forno, Azeda y Azedinha, con poca profundidad.

image buzios buceo

Para el buceo autónomo, uno de lugaress más indicados es la Ilha da ncora (Isla del Ancla), a seis millas de la costa, donde la visibilidad promedio es de 12 metros, pero puede llegar a 25 metros en verano.

Toda la costa buziana es rica en vida marina por el fenómeno de la resurgencia, la presencia de corrientes oceánicas heladas venidas de la Antártica y que traen ricos nutrientes. Persiguiéndolos llegan peces grandes como la garoupa o mero y la raya gigante. Frades, anchoas, barracudas y hasta tortugas verdes también pueden verse, además de muchos corales.

Conocer Cabo Frío

No te dejés llevar por el nombre, el agua en Cabo Frío está a una temperatura de entre 24 y 26 C°grados, que no es para nada poca cosa. El color del mar es tan turquesa, y la arena, compuesta por millares de miles de caracoles blancos, es una de las imágenes más impactantes para disfrutar.

image buzios cabo 1
Cabo Frío está a 40 minutos de Búzios y es un paseo muy recomendado para hacer.

Está ubicada a 220 kilómetros de Río y a tan sólo 24 de Búzios. No te pierdas de pasar un día ahí: los precios son sobre todo más accesibles que en otros lugares turísticos.

La playa Do Forte está ubicada en el centro y es mar abierto, por lo que practicantes de surf y velero pueden darse un gusto. También, posee una de las mejores ofertas gastronómicas en toda la rivera, que ocupa unos 7,5 kilómetros de extensión.

Visitar Arraial Do Cabo

Arraial do Cabo es una pequeña localidad de unos 26 mil habitantes y cuenta con una de las playas más lindas del mundo. Hay dos grandes opciones para ir a Arraial: O vas en una excursión o lo haces por tu cuenta.

La primera contempla un bus compartido que incluye una parada en Cabo Frío y luego, tras dos horas, un barco que te lleva hacia las dos playas más bonitas: Praia Do Farol (en la Isla do Farol, frente a Arraial) y Do Pontal do Atalaia (a 3 km de la ciudad de Arraial). Al finalizar, volverás al puerto para terminar con un almuerzo antes de regresar a Búzios por la tarde. La experiencia completa dura unas 10 horas y suele superar los 25 dólares.

image buzios arraial do cabo

Irse por tu cuenta es otra historia y otra aventura: Desde Búzios, hay buses interurbanos de la empresa 1001 que conectan con regularidad con Arraial do Cabo. El precio es de unos USD 1,15 y la duración del viaje es de un poco más de dos horas (a veces más).

Podés volverte en el día o hacer noche allí. El pueblo de pescadores de Arraial está creciendo mucho y cada vez hay más opciones para alojarse. Si decidís regresar a Búzios, recordá consultar de antemano el horario de la salida de los buses de vuelta.

La mejor época para viajar a Búzios

Sin duda es abril, porque no llueve tanto y está fuera de temporada, lo que garantiza que los precios sean más bajos. Otros meses pueden ser octubre y noviembre y mayo.

Las temperaturas fuera del verano ecuatorial son entre los 24 y 26 °C. Esto significa que durante el día rondarán los 28 °C y por la noche unos 22.

Si estás en busca de un sol que caliente, pero que no te achicharre, una humedad no tan alta y días diáfanos, sin nubes, los meses de abril, mayo, septiembre y octubre, son los mejores.

Lugares para comer que respetan precio- calidad

Antes que nada decirte que siempre que puedas, lleves refrigerio, mate y colaciones para compartir en las playas, porque uno nunca sabe a qué hora va a regresar a la posada u al hotel. Además, porque a veces las distancias de a pie llevan su tiempo para desplazarse por Búzios, o simplemente porque las playas más pequeñas cuentan con uno o dos paradores que no dan abasto.

Pero en líneas generales, todo lo que sea pescados y frutos de mar es súper recomendable en la ciudad, ya que originariamente, Búzios debe su creación a un grupo de pescadores que se instalaron en sus orillas y forjaron una forma de vida.

Bar Dos Pescadores es uno de los más recomendados para comer pescados frescos y frutos de mar. Los comentarios de viajeros lo señalan como el lugar de la gastronomía brasilera en Búzios. Está ubicado en Praia de Manguinhos, frente al mar. Tiene opciones veganas y las porciones son muy abundantes. Se destacan las empanadas de mar y los pedidos pueden ser para llevar.

image buzios bar dos pescadores

Restaurante Estancia Don Juan es administrado por una argentina muy amable. El restaurante es una parrilla especializada en carnes importadas de Argentina y Uruguay. Además, hay opciones de pescados, ensaladas, minutas y otros platos deliciosos.

Cómo desplazarse en Búzios

Búzios posee una geografía muy particular, con muchas elevaciones, algunas bastante pronunciadas. La zona más turística y donde se encuentran la mayoría de las playas famosas, tiene un tamaño de 8 km x 4 Km aproximados. O sea, conviene caminar.

Pero… si tu idea es tener la independencia para trasladarte a otros puntos turísticos lejos de la ciudad, podrías alquilar un auto. El día sale aproximadamente U$S 18,5 (no incluye impuestos y tasas).

Si necesitás transporte público, ronda los U$S 0,75 por persona.

Y luego está la opción más folklórica de Búzios que es la de rentar un buggy para recorrer la ciudad y alrededores. El precio es de aproximadamente 140 reales por día o 26 dólares.

image buzios buggy

Recomendados para alojarte con tu pareja/amigo/a

Las pousadas son las vedettes de Brasil, casonas refaccionadas ideales para sentirse como en casa que la mayoría de las veces respetan la privacidad del baño y de la habitación, aunque pueden haber opciones compartidas. Las pousadas siempre cuentan con desayunos modestos pero frescos y ricos, es otro dato a tener en cuenta. La mayoría también tiene piscina. Estas casas suelen ser la opción más económica para viajar de a dos.

Con un presupuesto de aproximadamente US$ 100 por día para dos personas en temporada alta, Mar de María Pousada tiene una buena propuesta.

image buzios mar de maria

Y sino, algún departamento, que garantice la total independencia ya que cuenta con instalaciones para cocinar. Los Brasil Buzios apart, son espectaculares, y el precio por una semana para dos personas en febrero, ronda los US$ 500.

image buzios buzios 2

Y también, si lo que buscás es un viaje de comodidad total, atención y confort, contratar un hotel.

En este caso, te dejamos la recomendación de Corais e Conchas que entra dentro del Programa de Viajes Sustentables y sale US$ 815 (Impuestos y cargos incluidos) para una semana en base a tarifa doble.

¡Valora esto!
Seguir leyendo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Hay mucho más sobre