Ya comenzó la Travesía Sagrada Maya, ¡una experiencia única!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

La Travesía Sagrada Maya está a punto de empezar. Este año, bautizada como el”Mensajeros de la Luna”, reúne a 365 remeros que recrean el viaje por mar en canoas que los mayas tenían desde la zona continental hasta la isla Cozumel.

El evento, que este año celebra su 13 edición, comienza el día de hoy y finalizará mañana. Recrea el el viaje para los habitantes de la zona continental en el Posclásico Tardío (1200-1521 d.C.) como ruta comercial y de peregrinación para la Madre Madre Ixchel cuyo oráculo se encuentra en Cuzamil (actualmente Cozumel).

‘Remamos;  fuego en nuestros músculos, sal en los ojos, el viento en la proa, y el sol en nuestra piel’, dijo unos de los canoeros.

De la totalidad de los participantes, solamente el 10% son extranjeros y 47% son mujeres.

Los preparativos

imagen 60fc3d24bd5760786995749eca333544

Todos participantes tuvieron que entrenar durante seis meses en diferentes escuelas de remo de la zona para poder prepararse para este desafío. No es algo fácil, pero definitivamente es una experiencia única en su tipo.

Las 335 personas utilizarán 36 réplicas de canoas mayas, las cuales, en su mayoría, son hechas en México. Sumados a ellos, estarán 250 actores que se encargarán de ambientar el día y de hacerlos viajar en el tiempo.

¿Cómo es la ruta maya?

imagen Captura de Pantalla 2019 05 17 a las 11.22.12

La ruta comienza saliendo del Parque X’caret a las 6.00 horas del 17 de mayo llegando a la Caleta de Chankanaab en un viaje de 31 kilómetros que duran de seis a ocho horas continuas de remo, custodios de embarcaciones de apoyo y de la Capitanía de Puerto.

Revelan el gran secreto que guardaba la pirámide de Chichén Itzá: una cueva para rituales maya “intacta” durante 1.000 años

imagen Templo de Kukulca%CC%81n

Los arqueólogos que buscaban un pozo sagrado debajo de la antigua ciudad maya de Chichén Itzá, en la península de Yucatán, en México, descubrieron accidentalmente un tesoro con más de 150 objetos rituales, sin tocar durante más de mil años, en una serie de cámaras que pueden contener pistas de Ascenso y la caída de los antiguos mayas. Continuar leyendo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO