Honolulu prohíbe alquileres vacacionales de corto plazo por menos de 90 días para preservar sus vecindarios residenciales

Honolulu prohíbe alquileres vacacionales de corto plazo por menos de 90 días para preservar sus vecindarios residenciales
Editora / Travel Content Editor
¡Valora esto!

Situada sobre la costa sur de la isla de Oahu, Honolulu es la capital de Hawái y la vía de acceso a la cadena de islas de Estados Unidos que fascinan a viajeros de todo el mundo. Debido a la gran demanda de alquileres vacacionales en la zona, Honolulu ha decidido implementar una polémica medida: prohibir los alquileres de corto plazo por menos de 90 días.

En un intento por desalentar aún más los alquileres a corto plazo, precisamente de tipo vacacionales como pueden ser los disponibles en plataformas como Airbnb, el gobierno local aprobó recientemente una ley que prohíbe reservar alquileres a corto plazo por menos de 90 días. Anteriormente, la regla era de 30 días y, con esta nueva disposición, tal parece que los viajeros se verían obligados a contratar su estadía en un lujoso resort para evitar algún que otro dolor de cabeza.

¿Por qué esta decisión? La respuesta indica preservar sus vecindarios residenciales: “Los alquileres a corto plazo alteran el carácter y la estructura de nuestros vecindarios residenciales; son incompatibles con los usos de la tierra destinados a nuestras áreas residenciales y aumentan el precio de la vivienda para la población residente de Oahu al eliminar el stock de viviendas de los mercados de venta y alquiler a largo plazo”, establece el proyecto de ley en cuestión. 

Honolulu prohíbe alquileres vacacionales de corto plazo por menos de 90 días para preservar sus vecindarios residenciales
Honolulu prohíbe alquileres vacacionales de corto plazo por menos de 90 días para preservar sus vecindarios residenciales.

El Concejo Municipal considera que los beneficios económicos de abrir nuestras áreas residenciales al turismo son superados con creces por los impactos negativos en nuestros vecindarios y residentes locales”, concluye esta nueva normativa que entrará en vigencia a partir del 23 de octubre.

Según ha trascendido, la normativa no se aplicaría a los alquileres en áreas turísticas como Ko Olina, Turtle Bay y partes de Waikiki, si no que busca reglamentar lo que fuera alquileres temporarios para viajeros en zonas más económicas, que coinciden justamente con las locaciones elegidas por los propios residentes que buscan asentarse en el destino mencionado.

Cabe destacar que Honolulu no es el primer lugar del país que activa los alquileres a corto plazo. Las medidas enérgicas de Airbnb se han considerado desde 2016 en ciudades como Chicago y Los Ángeles porque los alquileres a corto plazo pueden aumentar los precios y limitar las opciones de vivienda para los residentes. Al respecto, el alcalde de Honolulu, Rick Blangiardi, ha expresado que los «vecindarios claramente se han visto afectados por los miles de alquileres de vacaciones que han operado fuera de las áreas turísticas designadas”.

.

¡Valora esto!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *