Una extraña nube cubrió por completo el cielo de la ciudad de Toronto

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

La llegada de un nuevo año trajo una gran sorpresa para los ciudadanos de la ciudad de Toronto, en Canadá, cuando una gran nube en forma de manta cubrió la ciudad por completo.

Lo cierto es que todos quedaron realmente sorprendidos cuando en el cielo apareció una enorme y extraña nube. De inmediato, las imágenes de este fenómeno se volvieron tendencia en las redes sociales.

“La nube más extraña está barriendo Toronto en este momento. Es como una manta que mete lentamente la ciudad en la cama”, comentaron en Twitter.

La extraña nube parecía salida de una película con efectos especiales. La publicación ha recibido varios comentarios, y muchos usuarios lo tomaron como una señal de que tal vez no era el día para salir de la cama. 

«Esa es totalmente la capa de nubes que ocurre cuando las naves alienígenas emergen en el Día de la Independencia», escribió un usuario de Reddit.

¡Y es que es realmente impactante!

“Seguinos en Instagram para conocer más historias como esta”

View this post on Instagram

Una LOCURA

A post shared by Intriper (@intriper) on

Fotógrafo capturó una aurora boreal con la silueta de una majestuosa «ave fénix»

Realmente impresionante: el fotógrafo Hallgrimur P. Helgason tomó imágenes impactantes mientras se encontraba en KaldárselIslandia.

El fotógrafo de 64 años captó este espectáculo lumínico con la forma de un ave fénix, el animal mitológico que renace de sus cenizas, después de horas fotografiando el fenómeno.

Continuar leyendo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...

Este fotógrafo sigue tormentas en EEUU buscando capturar unas extrañas luces rojas

Creadas por descargas eléctricas muy por encima de las nubes de tormenta, los sprites rojos son un espectáculo surrealista para la vista. Estos destellos rojo anaranjado en el cielo casi parecen fuegos artificiales, pero en realidad son causados ​​por descargas de rayos positivos. Aunque pueden ser difíciles de atrapar, el fotógrafo Paul M. Smith ha dedicado su carrera a cazarlos.

Smith, conocido como el “cazador de sprites”, viaja por Norteamérica para documentar este increíble fenómeno y dirige talleres para ayudar a otros a disfrutar de su belleza. Para Smith, estos raros sucesos proporcionan una inspiración infinita.

“Son tan hermosos, para mí son realmente uno de los eventos más llamativos de la naturaleza”,

dice Smith al sitio web My Modern Met.

“Son tan misteriosos. Me encanta capturar algo que todavía está en proceso de ser comprendido. Cada captura podría contener otra pista para ayudarnos a comprender los procesos “.

De hecho, no fue hasta 1989 que se capturó el primer sprite rojo en la película, es una hazaña sorprendente que Smith sea capaz de rastrear a tantos. Esto se debe en parte a su capacidad para pronosticar el clima y predecir el potencial de los sprites dentro de un sistema de tormentas. Esto, junto con una investigación detallada y un conocimiento experto de su equipo, lo ayuda a capturar sus mejores imágenes.

Smith espera que su trabajo despierte la curiosidad en otros para comprender más sobre los diferentes misterios de la naturaleza.

“Creo que es una lección de humildad darnos cuenta de que todavía no sabemos todo en nuestro planeta y que todavía estamos encontrando cosas nuevas incluso ahora”, admite.

“Los sprites son muy emocionantes porque nuestra atmósfera superior es muy poco conocida y difícil de estudiar. Los sprites y otros eventos luminosos transitorios nos dan una mirada a esa área de nuestro planeta que antes no había sido posible “.

Estas explosiones de fuego son provocadas por descargas positivas de relámpagos sobre nubes de tormenta.

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO