Esta carpa podría ser la creación perfecta para los amantes del camping: electricidad, calor y señal de Internet

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on whatsapp
Share on telegram

Se trata de la ‘Solar Concept Tent‘ o también identificada como ‘Orange Solar Tent‘ (tienda de campaña solar), un producto de camping creado en Inglaterra por las compañías Kaleidoscope y Orange Communication.

Fue exhibida en el Festival de Glastonbury, en el condado de Somerset, entre el 22 y el 26 de junio de 2009. El objetivo inicial de la misma era brindar a los asistentes al concierto una manera de controlar su ubicación y comunicarse con sus amigos a través de la tienda.

Esta carpa ha sido inspirada en los nuevos fotovoltaicos en desarrollo. En pocas palabras, comprende una tienda conformada por telas que poseen hilos solares e hilos comunes entrelazados para formar capas solares flexibles que serían ajustables para enfrentar el sol todo el día. En efecto, la energía derivada será posible de utilizarse para cuatro propósitos diferentes: generar conectividad, brindar calefacción, portar iluminación y cumplir funciones de carga.

Es, sin dudas, un todo en uno que muchos amantes de la naturaleza -pero adeptos a la tecnología- querrán tener para su próxima temporada de acampe.

En tanto su concepto de carga, la carpa presenta una bolsa de carga, donde en lugar de enchufar, las personas simplemente deberán dejar caer sus dispositivos móviles dentro de la bolsa. Allí dentro habría una bobina que provocaría un campo magnético capaz de producir una carga para abastecer de energía a las baterías.

A su vez, también, parte de esa energía solar capturada podrá ser destinada a calefaccionar el interior de la carpa por suelo radiante.

Diseñadora crea una mesa que simula las olas del mar y es una belleza que todos quieren tener

Si te encanta el océano y necesitas tener esa sensación de olas rompiendo en la orilla incluso cuando estés en casa, es probable que quieras tener algo así: una mesa de resina increíblemente diseñada de forma tal que parece que las olas están llegando a la playa.

Las mesas de madera de olas oceánicas están hechas en conjunto con la artista y diseñadora gráfica Rivka Wilkins, junto con el carpintero Jared Davis.

Rivka diseñó el aspecto de las olas oceánicas de la mesa, y Jared desarrolló la estructura de madera de la mesa, logrando una joya única.

Las mismas se venden en su tienda Etsy WoodWorksByJared y tienen un precio de USD2200. Continuar leyendo…

Si quieres conocer más productos creativos e innovadores para tus próximos viajes, ¡síguenos en Instagram!

View this post on Instagram

Quién necesita uno de estos? 👶🏻👇🏻

A post shared by Intriper (@intriper) on

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Esto te puede interesar ...
everest

Científicos encontraron una sorprendente cantidad de microplásticos en el Everest

La subida al Monte Everest puede parecer un lugar poco probable para encontrar depósitos de microplásticos, pero los científicos han hecho precisamente eso.

Las muestras recolectadas de la montaña más alta del mundo tienen muchos microplásticos presentes y la causa es inesperada.

Los microplásticos se encontraron más alto que nunca en la Tierra cuando se recolectaron muestras del Balcón del Monte Everest, que se encuentra a 8.440 metros sobre el nivel del mar. Fibras de poliéster, acrílico, nailon y polipropileno se encontraron en la montaña, así como en las áreas circundantes, y parece deberse a la ropa de montañismo de alto rendimiento que utiliza los materiales.

Algunos creen que elementos más grandes podrían haber desprendido estos materiales durante el ascenso, mientras que otros piensan que los fuertes vientos pueden haber llevado el material desde niveles más bajos. De cualquier manera, cuando se recolectaron las 19 muestras de grandes alturas en abril y mayo, como parte de National Geographic y Rolex’s Perpetual Planet Everest Expedition, los microplásticos estaban presentes.

La concentración más alta se encontró en el Campo Base, con 79 fibras microplásticas por litro de nieve en las muestras. Esto preocupa a los investigadores, ya que los microplásticos dañan los ecosistemas.

Las muestras fueron estudiadas por la Universidad de Plymouth, y en un comunicado de prensa, el profesor Richard Thompson, quien es jefe de investigación de basura marina, contextualizó la información:

Desde la década de 1950, los plásticos se han utilizado cada vez más en todo tipo de productos debido a su practicidad y durabilidad. Sin embargo, son esas cualidades las que, en gran parte, están creando la crisis ambiental global que estamos viendo hoy.

Ahora existe un reconocimiento mundial de la necesidad de tomar medidas, y el propio Nepal impone regulaciones sobre las expediciones de escalada para tratar de frenar los problemas ambientales creados por los desechos.

Este estudio y nuestra investigación continua solo enfatizan la importancia de diseñar materiales que tengan los beneficios de los plásticos sin el legado duradero y dañino.

Está claro que se deben realizar cambios en la forma en que usamos los materiales, ya que los microplásticos comienzan a impactar en nuestras montañas más grandes, que son difíciles de alcanzar. Sin embargo, aún está por verse si las empresas y los gobiernos comenzarán a realizar cambios sustanciales.

Otras publicaciones que pueden interesarte

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

TAMBIÉN PUEDE INTERESARTE ESTO